MISCELÁNEA MINDONIENSE


Andrés García Doural
Micronarrativa
ARTE
HISTORIA
DEPORTE
ETNOGRAFÍA

blogoteca.com/doural
 CATEGORÍAS
 Fotoblog
 ENLACES WEB
 BUSCADOR
 Buscar Blogs Gallegos
 ARCHIVO
 ANTERIORES
 DESTACADOS

EL TENIENTE LAGE NÚÑEZ

Desde hace un tiempo van apareciendo en los medios digitales diversas fotografías de la procesión de Corpus, Semana Santa, Congreso Eucarístico, funerales o de diversos actos municipales de Mondoñedo en las que aparece un teniente de la guardia civil, al que muchos mindonienses no reconocen por los años transcurridos desde la toma de la fotografía o por ser corta su estancia entre nosotros. Mi intención es poner nombre y apellidos a uno de estos oficiales de la guardia civil y aportar unos escuetos datos profesionales del mismo, como jefe de la línea de Mondoñedo. No resultó la tarea fácil, pero hicimos lo que pudimos.
Uno de estos oficiales de la guardia civil se llamaba D. José Lage Núñez. D. José nació el 16 de noviembre de 1.911 en Salvaterra do Miño. Era hijo de D. José Lage Prado, guardia civil y de Dª Juana Núñez.
En enero de 1.932, al reunir las condiciones prevenidas para servir en el Instituto Armado de la guardia civil, D. José Lage ingresa en el citado cuerpo y es destinado a la localidad de Navelgas, perteneciente a la Comandancia de Oviedo. D. José procedía del Regimiento de Infantería, núm. 8, donde había ingresado como voluntario y ostentaba el empleo de cabo (1).
El 26 de septiembre de 1934 contrae matrimonio con Dª Modesta Fernández Sánchez, de profesión maestra, natural de Navelgas (Asturias) (2). Dª Modesta era hija de D. Nicolás Fernández y de Dª Cándida Sánchez.
En 1.936, al estallar la guerra civil, como cientos de compañeros, es enviado al frente. Rematada la triste y recordada guerra civil, D. José es destinado como guardia al puesto de Guntín (Lugo). Al superar las pruebas para el ascenso a cabo, es destinado a Muras, más tarde a Friol, por último, a Portomarín. Con la antigüedad del 18 de junio de 1947 asciende al empleo de sargento de la guardia civil.
El sargento Lage pertenecía a la 240 Comandancia y residió durante varios años en la localidad de Sarria (Lugo). El 1 de julio de 1.953 se le reconocen dos trienios por llevar seis años desde su ascenso al empleo de sargento. A comienzos de 1.955 asciende al empleo de brigada y es nombrado Jefe de Línea de Navia de Suarna y más tarde de la de Castroverde (3).
Convocado para el ascenso a oficial, logró superar las difíciles pruebas. Con la antigüedad del 24 de mayo de 1.958 asciende al empleo de teniente de la guardia civil. Desde el 1 de julio de 1.959 se le reconocen cuatro trienios, por llevar 12 años de servicio desde su ascenso a sargento (4).
D. José Lage Núñez, recién ascendido al empleo de teniente, es destinado como Jefe de Línea a Mondoñedo. En un principio, se desplaza solo a Mondoñedo y reside durante un tiempo en el Hospedaje Galicia, “Porriño”. Fechas más tarde, lo acompaña su familia y residen en la edificación señalada con el número 20 de la Avenida Obispo Solís, actualmente Rúa da Fonte.
A D. José le sorprendió la muerte el 29 de abril de 1.961 en las inmediaciones de las viviendas del Coto de la Recadeira, acompañado del guardia, Fernández Mourelos, víctima de una angina de pecho, cuando se disponía a revisar un puesto de servicio de la guardia civil.
Por desgracia, D. José no permaneció mucho tiempo entre nosotros, pero por su celo y competencia ya se había granjeado la simpatía de la población. El obispo de Mondoñedo, D. Jacinto Argaya Goicoechea, visitó a la familia del finado en su domicilio e incluso rezó un responso ante su cadáver; cosa que no era costumbre.
El duelo oficial lo formaron: D. José Armesto, teniente coronel jefe de la guardia civil provincial; D. Emilio Iglesias Vázquez, ayudante; D. Gonzalo Taboada, capitán de Villalba; D. Manuel Fernández Fernández, teniente de Rábade; D. Antonio Veiga Arias, teniente de Foz; D. Sebastián Mora Montalbo, teniente de la Comandancia de Lugo. Una compañía de la guardia civil rindió póstumos honores al teniente Lage.
A D. José Lage lo sustituye al mando de la Línea en Mondoñedo, el subteniente D. Domingo Basanta Berasategui, con raíces familiares en el entorno de la Fuente Vieja.
Han transcurrido muchos años del trágico suceso, pero sus hijos, Pepe y María del Carmen “Chuchi”, continúan residiendo entre nosotros. Enormemente agradecido a su hija “Chuchi” por facilitarme la fotografía de su padre.

(1)- Escalafón general de los jefes y oficiales de la guardia civil a 1 de enero de 1959, pág. 81.
(2)- “La Voz de la Verdad”, núm.8050, del 3 de abril de 1934, pág. 5.
(3)- Diario “El Progreso”, núm. 14778, del 5 de febrero de 1955, pág. 5.
(4)- Diario Oficial del Ministerio del Ejército, 2 de julio de 1959, pág. 29.

Comentarios (0) - Categoría: Cronicón - Publicado o 05-04-2022 23:04
Ligazón permanente a este artigo
CRIMEN EN LA CARRETERA

En los años sesenta y comienzos de los setenta del siglo pasado, la orilla de las carreteras y de numerosos caminos estaban jalonadas de diversas cruces o cruceros. Por lo general recordaban la muerte accidental de alguna persona o la muerte violenta de otras. Rebasadas las viviendas del lugar de Pedemonte (Sasdónigas) y las aguas “do Ruxidoiro”, en el margen derecho de la carreta N-634, recordamos ver colocada una pequeña cruz de hierro. Muchas veces nos preguntamos ¿Qué había ocurrido allí? También preguntamos a vecinos de Sasdónigas por su origen. Nos contestaron que siempre la recordaban allí. Revisando un facsímil del periódico “El Agricultor” de Riotorto, encontramos respuesta a nuestras preguntas.
El once de octubre de 1915, aproximadamente a la una de la madrugada, el joven de 18 años, Enrique Díaz Expósito, regresaba de una romería hacia su domicilio de A Xesta, de la parroquia de Santiago de Quende (Abadín). Cuando le faltarían unos doscientos metros para llegar a su domicilio, se encuentra obligado a realizar una necesidad fisiológica y se desvía unos metros del trazado de la carretera general. Cuando se hallaba agachado, pasó por la carretera un grupo de 10 ó 12 mozalbetes, que iban promoviendo bastante alboroto e incluso dispararon algunos tiros al aire. Al notar que una persona se hallaba agachada en las proximidades de la carretera, sin palabra mal sonante, sin reyerta, ni motivo aparente alguno, uno de los mozos apoyó el cañón de una pistola o revólver que llevaba en el vientre de Enrique y le disparó un tiro, dejándolo gravemente herido y continuando su camino, sin que el desafortunado Enrique pudiera reconocer a alguno de ellos y menos a su cobarde agresor (1).
El herido llegó a duras penas a su domicilio, al verlo sus familiares gravemente herido lo trasladaron con prontitud al Hospital de San Pablo de Mondoñedo, con intención de poder operarlo, para extraerle la bala alojada en sus intestinos. Enrique falleció a las quince horas del 13 de octubre de 1915 a consecuencia de la herida producida por disparo de arma de fuego.
Por su parte la guardia civil realizó activas pesquisas, localizando al agresor y a sus acompañantes, que fueron inmediatamente encarcelados en la cárcel de Mondoñedo. El juzgado instruyó el sumario del trágico suceso, en el que aparece convicto y confeso un vecino de San Juan de Romariz y de 19 años de edad. La víctima, de profesión herrero, era hijo de Manuel Díaz Otero y de Josefa Expósito, que regentaban una taberna a la orilla de la carretera en el barrio de A Xesta (2).
Los periódicos: “El Diario de Pontevedra”, “La Idea Moderna” de Lugo, “El Regional” de Lugo y “La Voz de la Verdad” se hicieron eco del trágico suceso.
Para recordar el suceso, la familia de la víctima costeó la colocación de una artística cruz de hierro sobre un bajo muro de piedra. Por dejadez y con la remodelación del trazado de la carretera N-634 y de otras obras realizadas en el entorno, la cruz de hierro que recordaba la muerte violenta de Enrique desapareció del lugar. La imagen pertenece al lugar donde se encontraba colocada la citada cruz de hierro.

(1)- “El Agricultor” de Riotorto, octubre de 1915, núm. 101.
(2)- Registro Civil de Mondoñedo, tomo 34 de defunciones, pág.172.

Comentarios (0) - Categoría: Cronicón - Publicado o 31-03-2022 21:13
Ligazón permanente a este artigo
[1] ... [3] [4] [5] 6 [7] [8] [9] ... [545]
© by Abertal
© 2009-2022 Andrés García Doural (Mondoñedo). Este blog personal es un sitio de literatura mínima con el exclusivo fin de difundir información cultural, gráfica y fotográfica de Mondoñedo y sus alrededores. Todos los artículos que integran este espacio son creados y editados de forma gratuita lo mismo que la inclusión de los iconos en la parte superior de la portada. Parte de las imágenes incluidas proceden de diversas fuentes y responden a la única finalidad de acompañar el contenido cultural de éste sitio. Los comentarios, logos y marcas son propiedad de sus respectivos autores, así como los textos y fotos del autor de Miscelánea Mindoniense.
Gracias por su visita que deseo haya sido de su agrado
www.blogoteca.com/doural

Warning: Unknown: Your script possibly relies on a session side-effect which existed until PHP 4.2.3. Please be advised that the session extension does not consider global variables as a source of data, unless register_globals is enabled. You can disable this functionality and this warning by setting session.bug_compat_42 or session.bug_compat_warn to off, respectively in Unknown on line 0