lugar para a conectividade e o intercambio de memoria sobre o noso pasado personal e humano
THE BATTLE OF THE GOOD MEN

Selección oficial Cans 2018. sección vídeo clips.

Selección oficial Son Rías 2018. sección vídeo clips.

A VOLTA DOS NOVE

Nominación Mellor Documental
Premios Mestre Mateo, 2015

Premio do Público
Festival Primavera do Cine, 2015


DESDE DENTRO DO CORAZÓN

Nominada a Mellor Banda Sonora
Jerry Goldsmith Awards, 2013

Nominada a Mellor Longametraxe
Festival Primavera do Cine, 2014


O FAIADO DA MEMORIA

Arousán do Ano 2009
Apartado Cultura


A MEMORIA NOS TEMPOS DO VOLFRAM

1º Premio Certamen Etnográfico
Espiello, 2005


ARQUIVO DA MEMORIA SOCIAL
damemoria@gmail.com
 ESPACIOS
 GALERÍA DE FOTOS
 Ir a estas páxinas
 ARQUIVO

Festa
Festa

Na fabrica de Crespo cos barcos engalanados, poden ser as regatas de S Fidel, o Carmen...

foto donada por Paula Berride

Anterior Volver á galeríaSeguinte

10 Comentario(s)
1 A la altura de la proa del barco se observa un estandarte. Creo que se trata de la procesión de la virgen del Carmen. Hay que tener en cuenta que en San Fidel no hay procesión.
Comentario por sergio r. garcía castro (01-06-2009 12:23)
2 Sin duda es la procesión del Carmen, tanto los de la Rosa, como los de la conservera se afanaron en engalanar toda la carretera , pues la Virgen venía desde la Iglesia, fue memorable.
Comentario por margarita (02-07-2009 18:24)
3 Margarita ¿Eres la hermana de Marilin?
Seas quien seas gracias por la foto, la colgaremos en cuanto podamos. Y bienvenida al blog
Comentario por margarita (03-07-2009 22:10)
4 Fotografía realizada a principios de los años 60, con motivo del día del Carmen. La fábrica, en su primera nave, se adornaba con una simulación de los viveros. El barco llevaba a la Virgen y se trasladaba al interior de la fábrica en donde había un altar y se realizaban unas oraciones en su honor.
Comentario por fernando varela morales (24-01-2010 18:12)
5 Creo que lo que cuenta Milón va muy bien en esta página.
Señor: ¿Por qué no has querido diseñar, desde el principio de los tiempos, una humanidad que se pasase la vida oyendo música, cantando, amándose, siendo felices? Porque hay cosas buenas, incluso maravillosas, sublimes ¡como no! pero las malas, las malas vencen a las buenas. Y configuran el mundo. Y aún después de todo esto, una vez muertos y enterrados, todavía nos queda el Juicio Final. Señor, Señor: con todos mis respetos, ¿no te habrás pasado?
En el baúl de mis recuerdos, permanecen frescas las canciones de los mozos de Carril.
Los domingos, sobre las 10 de la noche, los jóvenes carrileños solían regresar a casa después de haber ido al cine en Villagarcía y tomarse unos ribeiros. Un domingo de otoño, húmedo sin llegar a lluvioso, apacible, estuve largo rato en la ventana de mi casa observando el desfile de los mismos. Por la acera situada a unos 50 metros de mi observatorio pasaban a buen ritmo, en grupos aislados, poniendo a prueba sus gargantas.
El primer grupo del que disfruté cantaba con gran sesibilidad una canción de la más palpitante expresión popular
Manolo mío
a mí me han dicho
que por tres meses te vas de aquí,
esos tres meses serán tres años
Manolo mío, llevame a mí
Sus voces se van diluyendo en el espeso silencio de la noche. Yo me quedo gratamente impresionado pero un poco triste. Y envidio a aquel Manolo cuya ausencia lamenta tan profundamente una mujer. Yo soy un adolescente sensible. Y sufro porque ella quiere ir con él. ¿La llevará?
Trancurren unos minutos en silencio. Pronto las voces de otro grupito se me empiezan a hacer perceptibles. En tono de añoranza y con marcado acento romántico comunican a quienes quieren escucharlos
Hace un año que yo tuve una ilusión
hace un año que se cumple en este día
no recuerdas que en mis brazos te dormías
pero inocente
¿Te haces cargo de cómo somos , Señor? ¡Siempre a vueltas con nuestras ilusiones! ¿Tienes, o has tenido ilusiones, Tú, Señor? "No recuerdas que en mis brazos te dormías". ¡Sublime sencillez la de este verso!
Permanezco a la expectativa. Al poco rato cuatro muchachotes expresan con arranque y decisión ilimitados algo que todos sabemos, pero que olvidamos, que no tenemos en cuenta
El ladrón piensa en el robo
el asesino en la muerte
el preso en la libertad
y yo morena en quererte
Se alejan las voces. desde los castillos de madera de la fábrica de Gil, les oigo que insisten nuevamente:"...y yo morena en quererte"
Efectivamente , Señor. creo que cada uno llevamos en la mente un pensamiento preferente, un objetivo, uno o varios.
No me muevo. No tengo frío. Mi espíritu está embargado por las inspiraciones que me hace el cancionero carrileño. Trancurre un buen rato.
Al pronto nuevas voces hacen acto de presencia. Con pletórica vehemencia se hacen saber así mismos, más que a los demás, la felicidad que supondría tener asegurados los tres tesoros de la vida: de nuestras precarias vidas. Quizá sea la canción más vital y rotunda en sus primeros cuatro versos
Tres cosas hay en la vida
salud, dinero y amor
el que tenga esas tres cosas
puede dar gracias a Dios
Me da envidia no ser yo el autor de estas líneas y de su música que las apoya. También aquí apareces Tú, señor. No me extraña nada que siendo propietario de esos talismanes sienta uno la necesidad de darte las gracias. Pero ¿y a los que les falta uno? ¿Y a los que les faltan dos? ¿Deben hacerte a Tí responsable? ¿Y los muchísimos que no tienen ni salud, ni dinero, ni amor?
Silencio en la noche. Ya todo está en calma. El desfile ha terminado. Es hora de acostarse.
Comentario por Milón (08-06-2010 22:00)
6 Una reflexión en prosa, acompañada de versos. Una reflexión con música y canciones populares. Una reflexión con preguntas sin respuesta. Una reflexión profunda... Milón.
Comentario por Roberto Núñez Porto (08-06-2010 23:26)
7 ¿Qué ocurría, a todo esto, con los de Catoira en su etapa de "esperando el correo"? A mí me parece que dos cosas: la primera que traían más ribeiros a bordo. La segunda que eran más flamencotes y menos sentimentales. Entre ellos estaba Lobato, amigo mío e hijo de un factor de circulación de Villagarcía.
Pues estos chicos de Catoira, como te iba diciendo, cantaban ante el mostrador con caras de pocos amigos y en actitud desafiante
La higuera se secó
echó las raíces fuera
ya mi chata no me quiere
porque ando en la borrachera
Toma castaña. Ellos no debían nada a nadie. Y admitían noblemente haber tomado unas tazas de más. ¿Que se les podía reprochar? trabajaban toda la semana, no existía el sábado inglés ni se habían inventado las horas extraordinarias. ¿Que mal había en que el domingo se excedieran un poquitín? Por si fuera poco yo soy testigo de que toda la agresividad se les iba por la boca. En tantos años "esperando el correo" jamás provocaron un disgusto. Jamás. Les gustaban las mejicanadas pero no usaban revólver. Se daban por satisfechos gritando al límite de sus fuerzas mientras, encorajinados, se miraban fijamente unos a otros
Allá en el rancho grande
allá donde vivía
había una rancherita
que alegre me decía.
te voy hacer unos calzones
como los que usa el ranchero
te los empiezo de lana
te los termino de cuero
Yo me los figuraba probándose los calzones de cuero delante de la rancherita. Los cinco estaban guapísimos. Pese a todo, el momento culminante llegaba cuando después de haber vaciado las tazas, y pedir que se las llenasen, uno de ellos proponía con cara de haber dado en el clavo: "Que tu ya no soplas".
Aquello obraba como una consigna revolucionaria. El grupo se apiñaba como para mejor protegerse de algún misterioso peligro; las cabezas se erguían; los pechos se hinchaban
Ese tiempo feliz ya no me importa
no estás de moda
hoy no es ayer
Quiero que sepas cuando escuches estas coplas
que tú ya no soplas
como mujer
Ellos si que soplaban
Comentario por Milón (09-06-2010 11:25)
8 Final de "Loa Carrileños cantores"
Veo aparecer a dos mozos bajo los árboles del soberbio paseo lindante con el paque de la Playa de Compostela. No cantan. Caminan rápidos. La acera está mal iluminada. Intento averiguar si hablan. Parece que no. Iba ya a asombrarme de que no hablasen, ni cantasen, cuando, casi enfrente, componiendo un perfecto dúo, con voces que suenan a gloria, se despiden de esta manera

Adiós con el corazón
que con el alma no puedo
al despedirme de ti
al despedirme me muero

Me separé del balcón con el ánimo afligido por las sugerencias que me habían suscitado las canciones y la pasión puesta en su interpretación...
Comentario por Milón (09-06-2010 11:37)
9 Es la procesión de la Virgen del Carmen en Carril, un dia de mareas vivas,estaba yo presente, creo que la motora era la de Conservas Baltar.Por cierto que un barco abarloado al lateral de la fábrica de Crespo para embarcar a la gente para la procesión,volcó y alguno cayó al mar llevándose un buen susto.creo que algunas eran del Veinticinco en Trabanca Sardiñeira.
Comentario por Valeriano Fernández Lago (23-03-2014 16:56)
10 Valeriano gracias por comentar, ti eres un libro aberto sobre o Carril, a tua memoria e prodixiosa. Gracias
Comentario por Faiado (23-03-2014 22:04)
Deixa o teu comentario
Nome:
Mail: (Non aparecerá publicado)
URL: (Debe comezar por http://)
Comentario:
© by Abertal