OS FERRIÑOS DE CORDEIRO


Trátase dun blogue dunha aula de primaria, na que publicaremos tarefas que os nenos e nenas vaian facendo diariamente.

O meu perfil
 CATEGORÍAS
 FOTOBLOGOTECA
 BUSCADOR
 BUSCAR BLOGS GALEGOS
 ARQUIVO
 ANTERIORES

Interesante artículo sobre la educación en el asombro
En los últimos años, la neurociencia ha llegado a la conclusión de que ‘más’ no es
necesariamente ‘mejor’ y que el aprendizaje no consiste en un enriquecimiento abrumador o en
estimulación intelectual excesiva:
“No hay necesidad de bombardear a bebés o niños pequeños (o a nadie) con una estimulación
sensorial excesiva con la esperanza de «construir mejores cerebros». Se trata de una
desafortunada mala interpretación de la literatura sobre la neurobiología –que, de alguna
manera, «más es mejor»–. Sencillamente, no es así. Los padres y los otros cuidadores pueden
relajarse y dejar de preocuparse por proporcionar una gran cantidad de bombardeo sensorial a
sus hijos. La sobreproducción de conexiones sinápticas durante los primeros años de vida se
considera suficiente en sí para que el cerebro pueda desarrollarse adecuadamente dentro de un
entorno “medio” que proporciona la cantidad mínima de estimulación sensorial que se precisa
para mantener partes necesarias de ese, genéticamente creado y altamente denso, circuito
sináptico” (Siegel, 2001).
La “desafortunada malinterpretación de la literatura sobre la neurobiología” ha llevado a una
serie de “neuromitos” y falsas creencias en el ámbito de la educación, como “más es mejor” y
“antes es mejor” (American Academy of Pediatrics, 1968; Goswami, 2006; Howard-Jones,
2007; Hyatt, 2007). Esa desafortunada malinterpretación ha nutrido la industria educativa de
ideas falsas que se venden bajo la etiqueta de “educación basada en la neurociencia” con
productos como Brain Gym®, Baby Einstein™, el uso de los bits de inteligencia en las aulas, un
intento de reorganizar neurológicamente el cerebro del niño a través de unos ejercicios de
coordinación que pretenden equilibrar los hemisferios, los llamados juguetes y videos
educativos, etc., todo ello basado en la asunción científicamente equivocada de que el
aprendizaje de los niños depende de un entorno enriquecido durante el periodo de
sinaptogénesis. Gran cantidad de tiempo y de dinero, de los cuales carecen nuestros sistemas
educativos, han sido gastados obedeciendo a esos mitos (Howard-Jones, 2009). Esas creencias
han reforzado el conductismo en la educación, tanto en casa como en la escuela, lo que ha
contribuido a aniquilar el sentido del asombro de nuestros hijos.
Comentarios (0) - Categoría: Xeral - Publicado o 28-05-2017 23:16
# Ligazón permanente a este artigo
Chuza! Meneame
Deixa o teu comentario
Nome:
Mail: (Non aparecerá publicado)
URL: (Debe comezar por http://)
Comentario:
© by Abertal