MISCELÁNEA MINDONIENSE


Andrés García Doural
Micronarrativa
ARTE
HISTORIA
DEPORTE
ETNOGRAFÍA

blogoteca.com/doural
 CATEGORÍAS
 Fotoblog
 ENLACES WEB
 BUSCADOR
 Buscar Blogs Gallegos
 ARCHIVO
 ANTERIORES
 DESTACADOS

MÚSICAS EN LA FERIA DE SANTOS DE 1894
En Gontán (Abadín), desde tiempo inmemorial se celebra una feria. Posiblemente, la más concurrida de todo el año es la conocida como “Feria de Santos”, por su proximidad con la festividad del Día de Todos los Santos (1 de noviembre). A la del año 1894, asistió D. Eduardo Lence Santar, en compañía de su vecino D. Octavio Louro.(1) De la feria de ese año, D. Eduardo nos dejó unas bonitas pinceladas en un periódico
Los dos vecinos ascienden andando por el camino de carro que parte desde las proximidades de las viviendas del barrio del Río de Sisto hasta el alto de Folgueirarrasa. Transitan por “A Fraga do Rey”, “Corno da Luna”, “Grandela”, “Pozo Mouro”, “Miravales”, “Paibeira”, “Sasdónigas”, “Ruxidoiro” y desayunan unas sabrosas mantecadas de Astorga en la taberna de “Xaneto” de la Xesta. Posteriormente lo hacen por “O Campo y “As Corgas” hasta introducirse entre el gentío que ya llenaba prácticamente la explanada donde se celebra la popular feria.
Una vez en el recinto, se encuentran a varios ciegos cantando y tocando sus violines, explicando las raras y sorprendentes pinturas que en grandes lienzos, a modo de estandartes, tenían sus acompañantes en las manos y que representaban el hombre de nueve cabezas, La Arpía americana, la mujer anfibia y sus crías.
Media feria contemplaba con admiración lo que los ciegos cantaban, apresurándose a comprar las historias que lograban aprender de memoria en las largas y pesadas noches invernales.
También tuvieron la oportunidad de oír tocar la gaita al popular “Coruxeiras”. Tieso, encima de una pared, guiñando los ojos y haciendo la mar de contorsiones estaba el “modesto” gaitero tocando bonitas muiñeiras, que bailaban infinidad de “mozas repinicadas” y “rapaces como buxos”. En los pequeños descansos que hacía el incansable “Coruxeiras”, paseaban los asistentes por entre los puestos de venta.
Finalmente, D. Eduardo se pregunta ¿Cómo terminó la feria? Y nos dice: Como terminan casi todas las de esta tierra; con su correspondiente serie de “leña”. La cosa no tuvo mucha importancia. Los apaleados estaban poco después tan tranquilos tomando unas copas de aguardiente en unión de varios de sus vecinos y pensando en desquitarse en la primera ocasión que se les presente.
Nuestros vecinos, durante la mañana de tan agitado día, tuvieron la oportunidad de escuchar la música de los violines, las muiñeiras del gaitero “Coruxeiras” y el sonido de la “leña”.

(1)- “El Norte de Galicia”, núm. 1123, pág. 1.
Comentarios (0) - Categoría: Cronicón - Publicado o 07-03-2015 21:40
Ligazón permanente a este artigo
LA CASA CUARTEL DE LA GUARDIA CIVIL DE MONDOÑEDO

A finales del año 1934 la Casa Cuartel de la Guardia Civil de Mondoñedo se hallaba situada en una esbelta edificación de la calle Pardo de Cela y no reunía unas condiciones óptimas de alojamiento para las fuerzas aquí destinadas.

En primer lugar, se formó una Comisión para buscar en el casco urbano una edificación que reuniera unas cómodas instalaciones de alojamiento, de seguridad y para dar alojamiento a un posible incremento de fuerzas. En segundo lugar, a comienzos del año 1935 se pensó en construir un nuevo edificio, adaptar alguno municipal o alquilar alguno a particulares. La primera solución fue inmediatamente considerada desfavorable. La segunda tampoco fue considerada favorable. Se adopta una tercera, y se realizan las gestiones oportunas con el Rector del Seminario, con el Sr. Egerique, Sr. Muiño y Sr. Martínez, respecto a las edificaciones de su propiedad situadas en la Plazuela 14 de abril (actual del Seminario), calle Ramón Alonso (actual Julia Pardo), Casas Nuevas y Pardo de Cela.

Finalmente, se forma una Comisión y junto con altos mandos de la guardia civil visitan las citadas edificaciones y eligen el edificio del Sr. Egerique por su situación, solidez, capacidad y ser fácil de acondicionar. Su propietario accede al arriendo, aunque surgen algunas dificultades con los inquilinos que ocupaban el edificio en esos momentos.

La gran edificación, con bonitos balcones y escudos heráldicos de la antigua calle Olandillas, actual de Julia Pardo de Mondoñedo, era propiedad a comienzos del año 1935 del Notario D. Melchor Egerique Villalba, natural de la Villa de Maella (Zaragoza) y casado con una mindoniense.

Resueltas estas dificultades por el propietario, se fija una renta anual por todo el edificio de tres mil doscientas pesetas, durante un periodo de diez años, pagaderos por trimestre. El propietario se obligó a realizar por su cuenta las obras precisas en los pisos 1º y 2º y a adecuar en la planta baja locales aptos para sala de armas, un despacho y depósito de detenidos y en la buhardilla, dos o cuatro habitaciones para guardias solteros y ocho dependencias para servicios de leña y carbón. En el arrendamiento iba incluida la huerta aneja a la edificación, de más de tres ferrados de extensión. El edificio fue entregado en condiciones óptimas a la Guardia Civil el 10 de junio de 1935.

Hasta mediados, de la década de los años noventa, ocuparon las fuerzas de la guardia civil destinadas en Mondoñedo este noble edificio. Posteriormente, con el cambio de los tiempos, con el uso de nuevos vehículos y por la disminución de estas fuerzas, se trasladan a una edificación de la Avenida Eladio Lorenzo.

Comentarios (0) - Categoría: Cronicón - Publicado o 01-03-2015 21:02
Ligazón permanente a este artigo
© by Abertal
© 2009-2016 Andrés García Doural (Mondoñedo). Este blog personal es un sitio de literatura mínima con el exclusivo fin de difundir información cultural, gráfica y fotográfica de Mondoñedo y sus alrededores. Todos los artículos que integran este espacio son creados y editados de forma gratuita lo mismo que la inclusión de los iconos en la parte superior de la portada. Parte de las imágenes incluidas proceden de diversas fuentes y responden a la única finalidad de acompañar el contenido cultural de éste sitio. Los comentarios, logos y marcas son propiedad de sus respectivos autores, así como los textos y fotos del autor de Miscelánea Mindoniense.
Gracias por su visita que deseo haya sido de su agrado
www.blogoteca.com/doural