MISCELÁNEA MINDONIENSE


Andrés García Doural
Micronarrativa
ARTE
HISTORIA
DEPORTE
ETNOGRAFÍA

blogoteca.com/doural
 CATEGORÍAS
 Fotoblog
 ENLACES WEB
 BUSCADOR
 Buscar Blogs Gallegos
 ARCHIVO
 ANTERIORES
 DESTACADOS

FELICES PASCUAS Y AÑO NUEVO 1952

Poesía del inolvidable Álvaro Cunqueiro, muy bien conservada y facilitada amablemente por Fernando López González, dueño de la imprenta mindoniense “Suc. De Mancebo”.


Antonia,(1) repartidora
sonriente y puntual
le felicita las Pascuas
y le entrega “El Ideal”.(2)

Todo nace y se descrima,
todo es moda y novedad.
Sólo una cosa es la misma:
las Pascuas de Navidad.

En estos días notorios
se guardan las tradiciones,
y surgen los petitorios
y las gratificaciones.

En las horas matinales
haga frío o calorazo
salgo con mis “ideales”
metidos bajo de un brazo.

Si simpática le he sido
y el “ideal” le llevo,
gratifique las Pascuas
y también el Año Nuevo.

Le traigo el mejor periódico
y le doy conversación:
todo esto bien merece
una gratificación.

La Repartidora
.

(1)- Antonia Díaz López era natural del lugar de O Foro del barrio de Maariz de Mondoñedo. Desde muy joven prestó numerosos servicios domésticos en la vivienda de la familia Fanego de la calle Méndez Núñez de Mondoñedo (actual de Álvaro Cunqueiro). En los años cincuenta y principio de los sesenta era la encargada de la venta y distribución del diario. Aunque éramos unos niños, pero vivíamos muy cerca, recordamos a Antonia con aquel fajo de periódicos, de gran formato, debajo del brazo.

(2)- El sacerdote y profesor del Seminario D. Francisco Fanego Losada era el corresponsal y el encargado de la venta y distribución a los suscriptores del diario El Ideal Gallego en Mondoñedo. En la planta baja de la vivienda señalada con el número ocho de la calle Marqués de Rodil (actual de Guevara) era donde se despachaba el diario al público.D. Francisco residía en la vivienda señalada con el número 15 de la calle Méndez Núñez (actual Álvaro Cunqueiro), en compañía de su hermana Aurora y de su sirvienta Antonia
.

Comentarios (1) - Categoría: Cronicón - Publicado o 04-12-2013 20:48
Ligazón permanente a este artigo
UN MÉDICO CIRUJANO EN VILAMOR

La primera vez que escuché hablar a alguien de este médico cirujano, natural de la parroquia de Santa María de Vilamor de Mondoñedo fué a mi amigo Nilo López, residente en el barrio de Guillade.
El médico se llamaba D. Román Palacios Villapol. Había nacido el 2 de mayo de 1815 en el barrio de Guillade de la parroquia de Santa María de Vilamor. Era hijo legítimo de Francisco Palacios, natural de Vilamor y de María Villapol, natural de San Pedro de Argomoso. Era nieto paterno de Rafael de Palacios, difunto y de Ventura Maseda. Era nieto materno de Pedro Villapol y de Tomasa Rodríguez, vecinos de Argomoso. Fueron sus padrinos. Román González y su esposa Rosenda Maseda, vecinos de San Andrés de Masma (1).
Por las anotaciones de bautizados de los libros parroquiales de Vilamor, conocemos la existencia de otros hermanos: Escolástica (1804); Francisco María (1805); María Josefa (1810); Manuel Antonio (1812); Francisco Antonio (1813); Román (1815); Pedro Antonio (1817); Ramón (1820); Pedro y Tomasa.
D. Román Palacios Villapol, de profesión médico cirujano, de 35 años de edad, falleció en su domicilio de la calle Olandillas (actual de Julia Pardo) de Mondoñedo el 15 de marzo de 1851, a consecuencia de fiebre. Por razón de edad, fué compañero de profesión de D. Vicente Leiras Mon, padre del futuro médico y poeta D. Manuel Leiras Pulpeiro. Por curiosidad, repasamos el libro de anotaciones de defunciones de la parroquia de Santiago de Mondoñedo y en él, comprobamos que durante los meses de marzo y abril del citado año, fallecieron muchos vecinos a consecuencia de una epidemia de tifus que azotó con gran violencia a la población de Mondoñedo y sus alrededores (2).
Por este motivo el obispo de Mondoñedo D. Tomás Iglesias y Barcones, ordenó que se celebrasen rogativas públicas. Se bajó procesionalmente hasta la catedral la imagen de Nuestra Señora de los Remedios y se trajo en procesión la imagen de San Roque desde su capilla hasta la catedral.
D. Román, en estado de soltería procreó una hija con su vecina Manuela Recalde, que posteriormente reconoció legalmente. Esta hija se llamó Manuela Palacios Recalde, también conocida entre los vecinos de su parroquia con el sobrenombre de “A Cirujana”.

(1)- Archivo Diocesano de Mondoñedo, parroquia de Santa María de Vilamor, libro 4 de bautizados, folio 32 vuelto.
(2)- Archivo Diocesano de Mondoñedo, parroquia de Santiago de Mondoñedo, libro 17 de defunciones, folio 115.


Comentarios (0) - Categoría: Cronicón - Publicado o 03-12-2013 20:45
Ligazón permanente a este artigo
© by Abertal
© 2009-2016 Andrés García Doural (Mondoñedo). Este blog personal es un sitio de literatura mínima con el exclusivo fin de difundir información cultural, gráfica y fotográfica de Mondoñedo y sus alrededores. Todos los artículos que integran este espacio son creados y editados de forma gratuita lo mismo que la inclusión de los iconos en la parte superior de la portada. Parte de las imágenes incluidas proceden de diversas fuentes y responden a la única finalidad de acompañar el contenido cultural de éste sitio. Los comentarios, logos y marcas son propiedad de sus respectivos autores, así como los textos y fotos del autor de Miscelánea Mindoniense.
Gracias por su visita que deseo haya sido de su agrado
www.blogoteca.com/doural