MISCELÁNEA MINDONIENSE


Andrés García Doural
Micronarrativa
ARTE
HISTORIA
DEPORTE
ETNOGRAFÍA

blogoteca.com/doural
 CATEGORÍAS
 Fotoblog
 ENLACES WEB
 BUSCADOR
 Buscar Blogs Gallegos
 ARCHIVO
 ANTERIORES
 DESTACADOS

UN HERRERO CARLISTA
En la fotografía de la partida carlista mindoniense de 1872 aparece en la primera fila de pie, de izquierda a derecha, el octavo.
Fue bautizado en la parroquia de Santiago de Mondoñedo con el nombre José Ramón. Nació a las cuatro de la mañana del 26 de julio de 1848, era hijo natural de María Ron Fernández, soltera, vecina del barrio de Valiñadares, parroquia de Santiago de Mondoñedo. Era nieto materno de Juan Antonio Ron y de su difunta mujer Manuela Fernández, vecinos del propio lugar de Valiñadares. Fueron sus padrinos José Pedrosa, soltero, hijo de Diego y de su mujer Antonia Fernández, del barrio de Los Molinos y Ramona Fernández, soltera, hermana y convecina de la madre del niño.(1)
Ramón Leivas, vecino del barrio de Los Molinos de Mondoñedo, posteriormente lo reconocería como hijo legítimo suyo.
En el año 1888 ejercía la profesión de herrero y formaba parte como socio de la Sociedad de Obreros Católicos de Mondoñedo. En enero de 1889 se encontraba enfermo e imposibilitado para realizar sus tareas. En el año 1892 se encuentra de nuevo enfermo, por un espacio prolongado de tiempo. Por curioso, transcribimos un documento de la citada Sociedad relacionado con su enfermedad: “El socio D. José Leivas, residente en la calle de los Molinos número 41, se halla enfermo y necesita los auxilios de la ciencia médica, previstos en el Reglamento de la Sociedad de Socorros Obreros de esta ciudad. Mondoñedo 13 de enero de 1889”. Firma el documento el médico y poeta D. Manuel Leiras Pulpeiro.
José Leivas Ron falleció el 15 de mayo de 1907 en su domicilio del Barrio de Los Molinos de Arriba, a la edad de cincuenta y nueve años. En ese momento se hallaba viudo de Luisa Gallego. Le quedaban de su matrimonio los hijos siguientes: Ramona, Cristóbal, Josefa, Graciano, Luís, Raimunda y Carmen, los dos primeros mayores de edad y ausentes en América y los demás menores y residentes en la casa paterna. Se le hizo entierro de primera clase.(2)
Podemos considerar a José Leivas Ron como el iniciador de una saga de afamados profesionales mindonienses.

(1) Archivo Diocesano de Mondoñedo, libro 23 de bautizados de la parroquia de Santiago de Mondoñedo, folio 217.
(2) Archivo Diocesano de Mondoñedo, parroquia de Santiago de Mondoñedo, libro de defunciones 1905-1913, folio 84.

Comentarios (0) - Categoría: Cronicón - Publicado o 06-10-2010 10:08
Ligazón permanente a este artigo
UNA CRUZ EN SAN MARTIÑO
Esta obra escultórica de arte popular, muy identificada con el paisaje rural, relacionada con la religiosidad, creencias o costumbres tradicionales del pueblo se encuentra colocada en una propiedad de los herederos de D. José García, vecino de la parroquia mindoniense de San Martiño de Figueiras y conocida con el nombre de “Rega da Vila” .
Los artífices de estas obras son por lo general canteros imaginativos que buscan más la expresión que la perfección.
Esta cruz se halla muy próxima a la orilla derecha del camino de carro que parte desde el frontal de la iglesia parroquial de Figueiras y comunica diversas fincas del lugar de San Martiño.
La cruz se encuentra colocada sobre una gran roca granítica, con sus aristas rebajadas y cuenta con una altura de un metro cincuenta centímetros aproximadamente. A primera vista no se le aprecia inscripción alguna, pero si es de destacar que las inclemencias meteorológicas comienzan a hacer mella en ella.
Según nos comentan los más ancianos del lugar, el terreno situado en sus proximidades era utilizado para enterrar a criaturas fallecidas de la parroquia prematuramente (anxeliños) y sin llegar a ser bautizados. También nos comentaron que en algunos casos se llegaron a sepultar personas adultas.
Cruceros y cruces merecen una mayor protección de todos los gestores públicos, estar todos catalogados, y sancionar enérgicamente a los que los deterioran o destruyen de manera intencionada.

“...donde hay flores muy tristes, que no hay en huertos, porque brotan del cuerpo de nuestros muertos”.

Comentarios (0) - Categoría: Cronicón - Publicado o 03-10-2010 14:21
Ligazón permanente a este artigo
© by Abertal
© 2009-2016 Andrés García Doural (Mondoñedo). Este blog personal es un sitio de literatura mínima con el exclusivo fin de difundir información cultural, gráfica y fotográfica de Mondoñedo y sus alrededores. Todos los artículos que integran este espacio son creados y editados de forma gratuita lo mismo que la inclusión de los iconos en la parte superior de la portada. Parte de las imágenes incluidas proceden de diversas fuentes y responden a la única finalidad de acompañar el contenido cultural de éste sitio. Los comentarios, logos y marcas son propiedad de sus respectivos autores, así como los textos y fotos del autor de Miscelánea Mindoniense.
Gracias por su visita que deseo haya sido de su agrado
www.blogoteca.com/doural