A. C. Irmáns Suárez Picallo - Sada


Este blogue nace co obxecto de difundir a actividade da A. C. Irmáns Suárez Picallo, así como de recuperar e por a disposición do público diversos materiais de interese sobre o noso pasado,ao tempo que damos a coñecer os artigos escritos por Ramón Suárez Picallo e outros autores sadenses.
Estruturamos o blogue en varias seccións, nas que terán cabida noticias de actualidade sobre as nosas actuacións, artigos, textos históricos, fotografías...


Visitas (desde o 05/08/2010)





Únete a nós!
comisionsuarezpicallo@gmail.com
 CATEGORÍAS
 GALERÍAS FOTOGRÁFICAS
 RECOMENDADOS
 BUSCADOR
 BUSCAR BLOGUES GALEGOS
 ARQUIVO
 ANTERIORES
 DESTACADOS

CAMBIO CLIMÁTICO E GUERRAS

Hoxe, un día si e outro tamén se está a falar do cambio climático.Na vindeira semana comezará o cumio de Copenhague.Hai maís de sesenta anos RSP xa comentaba a información que estaban a dar os científicos sobre a relación que poden ter eventos como as guerras nos cambios do clima.Todo un adiantado.


30 de noviembre de 1942

LA GUERRA Y EL CLIMA


Por Ramón Suárez Picallo

Don Julio Bustos Navarrete, director del benemérito Observatorio Astronómico de El Salto, acaba de meternos el alma en un puño, como quien dice. Afirma, en uno de sus últimos boletines, que la guerra influye en cuantía muy importante en los cambios y trastornos climatéricos. De tal manera, que los recientes cambios bruscos de temperatura –frío polar y lluvias torrenciales en pleno verano- son, a su juicio de astrónomo, imputables a los vaivenes bélicos, y dependen del fragor de los combates de Túnez, Burma y Stalingrado.

Devotísimos de Flamarión y del buen Abate Moreaux, aficionados a la Astronomía, como fuente de una literatura deliciosa por lo amable, creíamos que la eterna inmanencia de los astros y de los mundos plurales, dependía de una Dirección Suprema y extra humana, absolutamente apartada de los activos pleitos de Cancillería, y de los planes de los Estados Mayores. Recordábamos y dábamos por bueno, aquel bellísimo proverbio árabe que dice: “Si buscas a Dios, levanta tus ojos al firmamento estrellado, y lo hallarás en la armonía inmutable del Universo”.

Y ahora, resulta que no así: el alcance y calibre de los cañones, el poder explosivo de las bombas aéreas, la velocidad de los torpedos marinos, son capaces de enmendarle la plana a la naturaleza y producir frío polar en el verano, y calor tropical en el invierno; originar movimientos sísmicos e influir en la marcha tranquila y matemática de los planetas.

Pues señor, era lo único que nos faltaba atribuir a esta endemoniada guerra: la falta de gasolina, la carestía de los artículos, los pleitos políticos, las amenazas del Japón, y los sermones reaccionarios de los curas pro-nazis, y, ahora para remachar el clavo, los cambios bruscos de temperatura y quién sabe si alguno que otro temblor, en grado de terremoto.

De todos modos, es muy de agradecer a don Julio Bustos Navarrete y a su observatorio, el que nos pongan en guardia, para no atrapar una pulmonía en pleno verano, por habernos aligerado de ropas. Se lo agradecemos mucho, aunque nos duela y se nos venga abajo una concepción lírica, empírica, y un poco sobrenatural, de la Astronomía, que, por lo visto tiene muchísimo que ver con cañones y bombas aéreas, fabricadas, por manos humanas en los grandes arsenales de guerra.


(Artigo publicado no xornal La Hora, en Santiago de Chile o 30 de novembro de ... 1942)
Guerra y cambio climático
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Natureza e Medio Ambiente - Publicado o 30-11-2009 13:47
# Ligazón permanente a este artigo
MIGUEL HERNÁNDEZ (2)
Nun artigo anterior (o 16 de novembro de 1942) RSP comentaba a morte do poeta no cárcere de Alicante. Agora faise eco dos homenaxes que se lle están a rendir en distintos países americanos.


30 de noviembre de 1942

LOS INTELECTUALES CHILENOS AL POETA MIGUEL HERNÁNDEZ


Por Ramón Suárez Picallo

A las 19 horas de hoy, la Alianza de Intelectuales de Chile, rinde un singular homenaje al poeta-adolescente español Miguel Hernández, muerto de tuberculosis en el Penal de Alicante, donde cumplía una condena de 30 años de prisión.

En las graderías de la Escuela de Bellas Artes de Santiago sobre el frondoso Parque Forestal, el nombre y los versos del poeta campesino, dichos por labios y voces fraternas, volarán al viento, y se posarán como pájaros ágiles, en las ramas de los árboles bien queridos del autor de “Viento del Pueblo”.

Simultáneamente, a la misma hora, en México, en Buenos Aires, en La Habana, en Santo Domingo, en Bogotá y en Montevideo, se le tributarán idénticos homenajes, al hermano menor de una gran Cofradía Lírica, que tenía por Padres Superiores a Juan Ramón y Antonio Machado, y por Hermano Vinculeiro a Federico García Lorca. ¡La más estupenda generación literaria de España, desde el Siglo de Oro hasta el Crimen de Granada!

Bien hacen los intelectuales de la Amèrica jovén, ofreciéndole su recuerdo amoroso a Miguelillo Hernández, símbolo y bandera de una España juvenil, nuevecita del trinque, malograda en las trincheras, ante los piquetes de ejecución, o tras los muros siniestros de los penales, levantados por la vieja España de la Santa Inquisición.

Y hacen bien, eligiendo como escenario, templo o Catedral, los parques forestales, tan amados del poeta que veía en todas partes:

“Cigarras, viñas, gallos incendiados,
los árboles del sur: naranjos y nogales,
higuera y palmeras y granados,
y encima el mediodía, curtiendo cereales”.

El alma sutil y lírica de Miguel Hernández, desde la Estrella Matutina, donde mora, hasta su presencia, conmovida, en el alto homenaje fraterno de la joven América.


(Artigo publicado no xornal La Hora, o 30 de novembro de ... 1942)
Biografia de Miguel Hernández
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Persoeiros (intelectuais) - Publicado o 30-11-2009 00:44
# Ligazón permanente a este artigo
ANDRÉS BELLO
Andrés Bello López, naceu en Venezuela, tal dia como hoxe de 1871; destacou como un importante intelectual americano autor da célebre "Gramática de la lengua Castellana" pero ten unha vinculación especial con Chile primeiro como diplomático e despois como fundador e primeiro Rector da Universidade de Santiago de Chile...


29 de noviembre de 1947

ANDRÉS BELLO


Por Ramón Suárez Picallo

Y va de efemérides. Porque tal día como hoy –el 29 de noviembre de 1781-, nació en Caracas, don Andrés Bello, uno de los intelectuales más ilustres de América en todo su siglo, especialmente vinculado a la Historia de Chile, como diplomático, como consejero de gobernante, como fundador y Rector de su Universidad, como autor del primer proyecto de Código Civil, además de sus inmortales trabajos literarios y de su intento de modificar la Gramática de la Lengua Castellana.

Y vinculando, esta nota con lo anterior, puede afirmarse que a Ercilla, en su poema, dio a Chile el sentido primigenio del valor heroico e histórico de sus hombres a través del sortilegio mágico del idioma, el gran polígrafo de América, venezolano de nacimiento, y chileno de adopción, le dio la conciencia del buen orden jurídico, del gobierno prudente y de la cultura sistematizada y ordenada para el mayor provecho de la colectividad.

La vida de Bello es un poema de esfuerzo orientado hacia el dominio de todas las ramas del saber, quiso practicar y practicó del dicho del clásico latino: “Nada humano me es extraño”. Desde niño fue educado en el estudio de las Humanidades clásicas. Estudió un poco para médico y otro poco para abogado, fue maestro de enseñanza privada y burócrata covachuelista en la fina Caracas colonial; y entre los oficios de “papel de barba”, componía hermosos versos al modo de Horacio y de Virgilio.

Dicen sus biógrafos que la afición de Bello a la Literatura Castellana le vino de repente después de haberla leído y comentado con su Preceptor, el doctísimo Mercenario Fray Cristóbal de Quesada, quien lo inició en los menesteres que habían de llevarlo más tarde a planear una reforma trascendental de la Gramática.

Las luchas por la libertad de America lo llevaron como diplomático a Londres y lo trajeron después a Chile, donde había de florecer, en plenitud, su genio de maestro, de jurista, de hombre de Estado y de escritor genial y crítico de altísimos vuelos. En Chile murió y de Chile recibió –y sigue recibiéndolos- los máximos honores que un hombre de época podía recibir de un país que no es el de su nacimiento.

La América inmediatamente posterior a la etapa de la Independencia –la anarquía primero, y después el deseo de ordenar las instituciones llamadas de las organizaciones nacionales- produjo muy pocas figuras que puedan paragonarse con la de Andrés Bello. Y, coincidencia curiosa, casi todas destacaron fuera de sus respectivas patrias de origen: Bello en Chile, Montalbán en Colombia, Hestos, tambien en Chile y además en otras islas que no eran Puerto Rico, Alberdi y Sarmiento también en Chile y así sucesivamente.

Era la América que vivía aún el recuerdo del ensueño unificador de Bolívar, cuyos hombres lanzaban su simiente in las tierras que les eran propicias sin la preocupación del pasaporte y del “visado”, fruto del minifundio político. Hacia aquella unidad de pensamiento de espíritu y de cultura, quiere volver la América de nuestros días. La idea y la obra de don Andrés Bello, pueden ser puntos de referencia y de apoyo del gran propósito.

Mientras tanto va hacia su memoria el recuerdo devoto desde Chile, donde su genio peregrino dio los frutos más sazonados y abundantes y donde su nombre goza de la incondicionada fama y consideración estética.


(Artigo publicado no xornal La Hora, en Santiago de Chile o 29 de novembro de ... 1947)
Andrés Bello López
Andrés Bello poeta
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Persoeiros (intelectuais) - Publicado o 29-11-2009 15:26
# Ligazón permanente a este artigo
CHARLES CHAPLIN
RSP neste breve artigo eloxia a persoa de Chaplín que manifesta unha entrega, xenerosidade e solidaridade exemplar hacia a infancia e tódalas causas nobres.


29 de noviembre de 1942

CHAPLÍN EL CIUDADANO

Por Ramón Suárez Picallo

Por su altísima jerarquía de artista universal, único y glorioso, Carlos Chaplín es un ciudadano del mundo, compatriota de todos los hombres, y amigo de todos los niños, que le deben pleitesía y homenaje.

Pero, además de su condición de artista, Chaplín es hombre de todos los pueblos, por sus ideas generosas, cristianas y altruistas y por sus actos, consecuentes con sus ideas y con sus maravillosas realizaciones artísticas. Su arte, su esfuerzo y su palabra, están, desde siempre al servicio de las causas nobles y generosas.

Aún se recuerda, su actitud magnífica a favor de los niños hambrientos del Volga en los primeros y duros años de la Revolución rusa, cuando el mundo veía a la URSS con ojos hóstiles. Durante la guerra española, Chaplín, fue un fervoroso servidor de la República, promoviendo en Hollywood, un movimiento formidable de ayuda y simpatía hacia la causa democrática.

Quienes le conocemos, desprovisto de sus atuendos de hacer reir, sabemos de la profundidad y la belleza de sus ideas. Ellas están bien reflejadas en declaraciones hechas ayer en Chicago en elogio del heroico pueblo ruso y de sus ejércitos.

“Dícese que el ruso es un pueblo sin religión –afirmó-; pero, yo digo que un pueblo que lucha y muere por un ideal, es un pueblo profundamente religioso, con un alto sentido de la eternidad. Y Dios misericordioso, que no se fija en detalles técnicos, lo reconocerá y comprenderá así”.

Las magníficas palabras, puede que causen sorpresa a quiénes sólo conocen al cómico, que ha hecho reir a cientos de millones de personas, con arte inigualado. Y es que quizás no sepan que debajo y encima del gran artista, hay en Chaplín un gran ciudadano de su patria y del mundo; con ideas profundas, altruistas y generosas que, lejos de hacer reir, hacen pensar muy seriamente.


(Artigo publicado no xornal La Hora, en Santiago de Chile o 29 de novembro de ... 1942)
Biografía de Charles Chaplin
Charles Chaplin
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Persoeiros (intelectuais) - Publicado o 29-11-2009 10:10
# Ligazón permanente a este artigo
ALONSO DE ERCILLA
Tal día como hoxe, de 1594 falecía en Madrid o poeta Alonso de Ercilla y Zúñiga autor do famoso poema A Araucana. RSP aproveita a citada circunstancia para facer unha loubanza e destacar a importancia que para os chilenos ten dita figura.


29 de noviembre de 1947

DON ALONSO DE ERCILLA Y ZUÑIGA

Por Ramón Suárez Picallo

La moderna y mejor crítica literaria chilena, sitúa a don Alonso de Ercilla y Zúñiga, en el pórtico de su poesía nacional.

La predilección es justísimo, porque “La Araucana”, además de ser el tercer Poema Épico de la Humanidad y el primero y mayor de la lengua castellana, sigue siendo aún hoy, la fuente inagotable y purísima de la brava historia de “los hombres de la tierra chilena”, que defendieron con heroísmo sin par y valor estupendo, el derecho a ser como eran oponiéndose a toda intromisión extraña.

Alonso de Ercilla, caballero de noble estirpe, poeta de pies a cabeza y bravo guerrero, amaba el valor dondequiera que estuviese, ya fuese en el campo de los suyos o en el de sus adversarios; de ahí que en su estupenda narración de las luchas entre españoles y araucanos, no pueda decidirse a cuál de los dos bandos rinde el historiado poeta mayor pleitesía y más rendido homenaje. Ni los aztecas y mayas de México, ni los Incas y sus súbditos del Perú, siendo como eran civilizaciones avanzadas, tuviera nunca, ni siquiera de parte de los apóstoles del “indigenismo” de nuestros días el homenaje, la admiración y la jerarquía que Ercilla rindió a las gentes hirsutas y fieras de la vieja Araucanía.

En un reciente viaje continental que hicimos recientemente, de Santiago de Chile a México y viceversa, hemos señalado en núcleos intelectuales de varios países del itinerario un hecho cierto: la falta de estimación, de respeto y de jerarquía histórica que en ellos se siente por los personajes de la Conquista, y de la Colonización españolas en contraposición con Chile, en cuyas ciudades, villas y poblados, son familiares y queridos los nombres de Pedro de Valdivia, de Alonso de Ercilla, de Inés de Suárez, aparte de conservarse la toponimia española en los nombres de pueblos, calles y ciudades.

Nuestros interlocutores nos esclarecieron el tema, recordando que Chile fue conquistado y colonizado por caballeros que reunían en sí, al poeta, al gobernante y al capitán. Y nos citaron el caso de Alonso de Ercilla y Zúñiga, de Pedro de Valdivia de Pedro de Oña y de otras figuras cumbres en aquellos momentos aurorales de Chile y de América, paralelos con los que señalaron el cenit de la grandeza española. Junto con Homero y con Camoens, Alonso de Ercilla figura por el derecho que le da “la Araucana”, en el triunvirato de la poesía épica de todos los tiempos, con una particularidad que le es especialmente favorable: su imparcialidad histórica y su objetividad, narrativa, aplicadas, con igual mesura a conquistadores y conquistados, todo ello aparte de la belleza literaria de sus magníficas octavas reales.

De ahí que se le haya señalado como el precursor de la “conciencia nacional chilena”, en el mismo instante en que Chile apareció, como personaje nuevo, en el escenario del mundo civilizado. Es posible que la lengua de Castilla haya sido ingrata muchas veces a los nativos de América, teniéndola por instrumento de déspotas, de tiranos y de conquistadores, de leguleyos y de encomenderos; mas es seguré, también que esa lengua, de ser conocida y leída por los héroes araucanos que Ercilla exalta en su poema, la hallarían primorosa, pues en ella son narradas por vez primera sus hazañas y elevadas a la suprema condición de obra de arte, en la que el genio del narrador supo reunir la Historia con la Poesía.

Don Alonso de Ercilla y Zúñiga, después de una vida magnífica y hazañosa, que discurrió en toda Europa y en casi toda la América hispana, falleció en Madrid, en 1594, loado como el gran poeta que fue, por igual, honra de España y honra de Chile.


(Artigo publicado no xornal La Hora, en Santiago de Chile o 29 de novembro de... 1947)
Ercilla
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Persoeiros (intelectuais) - Publicado o 29-11-2009 03:11
# Ligazón permanente a este artigo
MAGALLANES
Tal día como hoxe, pero de, 1520 Magallanes alcanzou o océano Pacífico pasando dende o oceano Atlántico a través do estreito que leva o seu nome, a un novo e inmenso mar que bautizou como Pacífico. RSP faise eco da tal efeméride e conta as peripecias polas que pasou a expedición.



28 de noviembre de 1947

MAGALLANES ANTE EL OCEANO PACÍFICO


Por Ramón Suárez Picallo

Dejaba tras de sí un viaje duro, accidentado y largo, en el que no faltó incluso la insurrección de algunas tripulaciones de sus naves. Una recalada forzosa de meses en San Julián, durante la cruda inverna, y un proceso sumarísimo contra los sublevados, opuestos a sus ensueños descubridores. Pero Hernando de Magallanes, marino portugués al servicio de España, era hijo legítimo de los héroes de las grandes “Descobertas”, protegidas por don Enrique el Navegante y elevadas después a los estrados de la poesía épica por Luis de Castro Comcens. En aquellos tiempos, navegar sobre mares no conocidos, era una especie de alucinante deporte de las almas bien templadas, anhelantes de infinito.

Cristóbal Colón había develado el milenario misterio del Mar tenebroso; y Vasco Núnez de Balboa, después de muchos e impresionantes incidentes y de una marcha pavorosa a través del Istmo panameño, había, a su vez, descubierto que, a las espaldas del mundo geográfico de la época estaba un inmenso y desconocido Océano que era antesala y camino de otros mundos. Armado de punta en blanco se metió en sus aguas y lo tomó en posesión para su Dios y para su Rey, marcando un momento estelar en la Historia de la Humanidad.

Hernando de Magallanes, con la cabeza llena de mapas de estudios y de leyendas se lanzó a la búsqueda del paso comunicante entre los dos grandes escasos líquidos por el lado del Sur extremo.

El historiador chileno Barros Arana y el escritor europeo Stefan Zweig, entro otros mil, narran con lujo de detalles y con gran talento interpretativo, la vida y los hechos rayanos en el milagro, del insigne navegante, especialmente la que evocamos hoy en recuerdo de su encuentro con el Océano Pacífico hilo de una de las más audaces y estupendas hazañas marineras de la Historia conocida. El 21 de octubre de 1520, el Cabo de las Vírgenes señala a la Escuadra la entrada del paso buscado. La desembocadura Este del Estrecho comunicante. Es un paisaje solitario, sin asomos de vida humana, animal ni vegetal, imponente y severo hasta meter pánico. Sólo el viento y las nieves perpetuas haciendo “pendant” al tremendo silencio que da al sitio el hálito espectral y sombrío de los desiertos legendarios y extraterrestres. Los marineros, aún los más expertos, fatigados y acoquinado creen que se trata de un fiordo golfo o bahía; pero el Almirante siente la “tincada”, la intuición y la esperanza, gravitar sobre su espíritu. A lo largo del viaje rendido desde Sanlúcar de Barrameda, había capeado fieros temporales morales y físicos, y, un nuevo riesgo, no contaba poco ni mucho en sus decisiones. Y lanza sus naos dentro del abre misteriosa encomendándose a Dios y todos los Santos en honor de la festividad del día. Excursiones de aquí, expediciones de allá, aquilones furibundos y dramáticas esperas, hasta que le llega el gran mensaje; la desembocadura Oeste del Estrecho ha sido localizada como un ventanal sobre el Mar del Sur, que, desde entonces habría de llamarse Océano Pacífico, por haberlo hallado terso, suave y oleaje muy manso. Las cuatro naves de la Expedición, formando una extraña caravana, se dirigen hacia el lugar señalado por los exploradores, cruzando aguas nunca navegadas hasta entonces: remolinos de viento adversos; brazos de agua bifurcados, canales que evocan el pavor de los laberintos, remolinos invencibles y rocas hirsutas y solitarias, asaltadas por olas batientes, parecen formar la guardia invencible del secreto milenario del Océano. Más, todo fue felizmente vencido por los gloriosos bajeles de Hernando de Magallanes, que llevaba en la frente la Estrella que profetiza la gloria.

Años, y aún siglos después, aquella ruta primigenia fue terror de expertos marinos, ya dotados de todos los elementos técnicos y científicos de la navegación contemporánea, tripulando magníficos trasatlánticos. Todos ellos –incluso nosotros que la hemos seguido, por primera vez, en 1918- no pudieron menos de tener un recuerdo, estremecido de admiración, para las naves febles y desmarañadas del Precursor, tripuladas por hombres hambrientos y sedientos, que suplían las dificultades físicas con afanes de gloria y de inmortalidad, capaces de tocar con las manos la materialidad del mágico y extenso milagro.

Y el milagro se hizo hecho tangible y real, el 28 de noviembre del año del Señor de 1520: el gran Mar del Sur, pacífico, azul, terso, solitario y magnífico, ofrece a los ojos alampados de fe del gran navegante y de los suyos, el misterio de su virginidad impoluta, jamás violada por las quillas cortantes de ninguna nave conocida desde los comienzos de la tierra. Los marineros, al mando de Magallanes, se arrodillan devotamente para oír un oficio divino de acción de gracia, antes de levar anclas y lanzarse a la nueva etapa del inmortal viaje, que había de rodear, por vez primera, a todo el globo terráqueo en un cinturón navegable que abarcaría los Cuatro Puntos Cardinales y las treinta y dos hojas de la Rosa de los Vientos.

Y bajo el sortilegio, pálido y tremeluciente, de la Cruz del Sur, ordena Magallanes a las naos de su Expedición levar anclas y lanzarse sobre el predio líquido sin riberas localizadas. Antes, “una salva estruendosa de artillería, lanzada por los tres barcos solitarios –el otro había desertado- saluda respetuosamente al mar desconocido, tal como se saluda caballerescamente, a un adversario grande, al que se le reta a un duelo a muerte”.

La caravana parte hacia la gloria y su capitán hacia la muerte, que hallaría en una de las Islas Filipinas, Sebastián el Cano completó el grande e inmortal camino. Pero detrás quedaba el gran hito que uniría para siempre a los dos grandes Océanos, bajo la advocación de un nombre, clavado en la toponimia en la geografía, en la Historia y en el alma de Chile, de América y de la Humanidad: “MAGALLANES”.


(Artigo publicado no xornal La Hora, en Santiago de Chile o 28 de novembro de ... 1947)
Estrecho de Magallanes
Magallanes
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Persoeiros (intelectuais) - Publicado o 28-11-2009 15:21
# Ligazón permanente a este artigo
SABINO ARANA
Sabino Policarpo Arana Goiri(1865-1903) foi un político, escritor e ideólogo vasco ao que se considera pai do nacionalismo vasco. Con motivo do 39 aniversario do seu pasamento o 25 de novembro, RSP fai unha loubanza do nacionalista vasco.


28 de noviembre de 1942

SABINO DE ARANA GOIRI


Por Ramón Suárez Picallo

Todos los vascos, leales a su raza y a su tierra, a su fe y a sus tradiciones, recuerdan estos días el treinta y nueve aniversario de la muerte de Sabino de Arana y Goiri, ocurrida en Sukarieta (Euzkadi) en noviembre de 1903.

Sabino fue el fundador del Partido Nacionalisto Vasco: el sistematizador que dio contenido político, orgánico y combatiente, al insobornable sentimiento nacional de su pueblo arrasado en las viejas nacionalidades ibéricas, por el cesarismo de los Austrias y en centralismo uniformista de los Borbones.

Sabino en Euskadi, Alfredo Brañas en Galicia y Prat de la Riba en Cataluña, son creadores de movimientos paralelos a las doctrinas federalistas de Pi Margall, que querían hacer del Estado español un Estado federal, de acuerdo con el carácter multinacional de las viejas Españas.

Por eso, al votarse el artículo 1º de la Constitución Republicana, los diputados vascos, gallegos y catalanes, aún los más extremistas, dieron su voto por la República Federal; el grave y complicado problema de los Estatutos regionales de autonomía, vino después que las Cortes rechazaron, por muy escaso número de votos, la fórmula federalista.

Pero no tenían sólo carácter político aquellos movimientos a los que Sabino, Brañas y Prat de la Riba, dieron orientación. La acción política era uno de los medios y ni siquiera el principal. Eran movimientos de resurrección de todos los valores espirituales que caracterizan a los pueblos con personalidad propia: lengua, arte, costumbres, leyes y tradiciones, fueron meticulosamente estudiadas en seminarios e institutos de alta investigación. Los coros y orfeones populares revivieron canciones y romances. Se crearon academias y surgió una literatura espléndida, nueva y jugosa; museos de artes populares y, por ver primera, se hicieron maravillosos estudios de Prehistoria, Arqueología y Etnología. Al advenimiento de la República, una generación joven, culta, pura y fervorosa, actuando dentro de sus tierras hizo apostolado popular de esta labor. Los estatutos regionales le daban cauce jurídico y orgánico. La insurrección contra la República interrumpió la gran tarea, que continúan en el exilio los devotos que le quedan.

Los vascos recuerdan hoy a su Precursores; los catalanes, los gallegos y todos los demás españoles demócratas, al conjuro de las efemérides, los acompañan en el homenaje a la vieja tierra Euzkera, fraternal y lealísima.


(Artigo publicado no xornal La Hora, en Santiago de Chile o 28 de novembro de ... 1942)
Sabino Arana
Mais información de Sabino Arana
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Persoeiros (intelectuais) - Publicado o 28-11-2009 10:24
# Ligazón permanente a este artigo
CINCO HOMES DE ESPAÑA
RSP fai unha semblanza dos cinco nomes (Diego Martinez, Indalecio Prieto,Alvaro de Albornoz, Felipe Sánchez e José Antonio M· Sbert)que forman a "Junta Coalicional de la España Libre", constituida recentemente en México, con vistas a restauración da Democracia Republicana española


28 de noviembre de 1943

CINCO HOMBRES DE ESPAÑA


Por Ramón Suárez Picallo

Cuando hemos leído el magnífico artículo de nuestro amigo, compañero y maestro admirado, Carlos de Baráibar, publicado en “La Hora” de ayer, ya teníamos nosotros pergeñada la semblanza de los cinco hombres de España que integran la Junta Coalicional de la España Libre, constituida recientemente en México, con vistas a la restauración de la Democracia Republicana española.

Baráibar nos ganó de mano, y henos aquí con nuestro trabajo hecho, sin ganas de hacer otro nuevo, porque el tema nos gusta muchísimo y es de mucha actualidad. ¿Nos quedamos con él, o lo publicamos, repitiendo, para peor, lo dicho por Baráibar? Pues, lo publicamos, aunque más no sea que para la prensa democrática, disponga de “pie” para las fotografías de cada uno de los cinco hombres referidos que, o mucho nos equivocamos, o van a tener que publicrlas muy en breve, por estar llamados ellos a figurar en forma destacada en la próxima actualidad española. Y ahí van como justificativo de nuestra “flojera” para escribir otra cosa, y como reiteración de un vehemente deseo, el de que América “vuelva a conocer” a los hombres que han echado sobre sus hombros la tarea de representar, proclamar y divulgar a la España Democrática y Peregrina y, retornarla intacta a los linderos de su tierra vieja y prócer.


DON DIEGO MARTÍNEZ BARRIOS

Sevillano de origen modesto, antiguo obrero gráfico, redactor y director de “El Liberal” de Sevilla. De ideas republicanas y libertarias, desde su mocedad, por tradición, por convicción y por ambiente. Ministro de Comunicaciones del Gobierno Provisional de la República de filiación entonces radical; diputado a Cortes en los tres parlamentos republicanos y jefes del grupo parlamentario de su Partido, Presidente del Consejo de Ministros al disolverse las Constituyentes. Discrepante cuando su jefe, Alejandro Lerroux, se dio a colaborar con las Derechas monárquicas. Fundó entonces el Partido Unión Republicana, con otros radicales disidentes y un ala del Partido Radical Socialista. Forjador importante y animador del Frente Popular, que ganó las famosas elecciones de febrero de 1936. Orador y parlamentario insigne, fue elegido Presidente de las Cortes, cargo que aún conserva jurídicamente. Al ser destituido de la Presidencia de la República, don Niceto Alcalá Zamora, ocupó, por prescripción constitucional, la Jefatura del Estado durante 80 días, hasta la elección de don Manuel Azaña. Volvió, entonces, a la Presidencia del Parlamento, que mantuvo durante la guerra, que él quiso evitar. Por ostentar aún ese cargo, es, constitucionalmente, el Presidente de la República Española. Hombre cordial, bondadoso e inteligente, fue un paladín, en toda América, de la Unidad de los republicanos españoles. Por su vida austera y ejemplar es respetado por todos, como una gran reserva moral y política de la República en trance de renacer, por su historia, su jerarquía y su vida ejemplar.


DON INDALECIO PRIETO TUERO

Nacido en Asturias y criado en Bilbao. De modesta familia de funcionario público, quedó huérfano de padre desde niño. De buhonero vendedor de chucherías, pasó a ser empleado, taquígrafo y gacetilero del “Liberal” de Bilbao, del que más tarde sería famoso director. De filiación socialista, más bien de tipo centro, demócrata y revolucionario por temperamento, su vida es un poema de esfuerzo, de lucha y de superación. Concejal, diputado provincial y Diputado a Cortes durante la monarquía. Al advenimiento de la República fue Ministro de Obras Públicas y de Hacienda, y, durante la guerra, de Defensa Nacional. Pudo y debió ser, Presidente del Consejo de Ministros cuando don Manuel Azaña fue exaltado a la Presidencia de la República ¡Quizá si lo fuera entonces no hubiese guerra civil en España! Orador de primer orden, parlamentario magnífico, periodista, y, sobretodo un bloque de Humanidad viva, caliente y española, comprensivo de las ideas lejanas, sin dejar nunca de defender ardientemente las propias. Su vocación de conspirador contra lo viejo y lo caducó, lo llevó muchas veces a la cárcel y al destierro, de donde siempre regresó con bien… Alentador de gentes sencillas, devoto de lo popular, supo ser, además, el animador de empresas nacionales de grandes alientos. El más gigantesco plan de riesgos que jamás haya sido concebido en España, contó con su apoyo fervoroso en el Gobierno y en el Parlamento. Dinámico, creador y amigo de creadores, Indalecio Prieto representa una generación que no quiere morir, sin dejar cumplida su obra y su signo revolucionario y renovador.


DON ÁLVARO DE ALBORNOZ Y LIMINIANA

Asturiano de las tierras intermedias de Castropol. Republicano histórico, de prócer estirpe, Liberal de los “Derechos del Hombre y del Ciudadano”, lo cual no le impide ver y alentar con profunda simpatía los avances sociales y socialistas de las masas proletarias. Trabajó por la República al lado de don Alejandro Lerroux, del que se separó después por motivos de orientación y de ética. Abogado insigne y austero, periodista, escritor y orador de primerísimo orden. En el ejercicio de la abogacía, intervino en un pleito de la Casa Real defendiendo la sucesión de un Orleáns y Montpensier, declarado pródigo. Actuó ente el Supremo Tribunal de Madrid y ante el de El Sena en París. Defendió a miles causas obreras y sociales y fue, y es, más pobre de bienes materiales, que San Francisco de Asis. Formó parte del Comité Revolucionario que trajo la República. Fue procesado entonces y defendido por una mujer: Victoria Kent, que se limitó a hacer la apología de la vida gloriosa y austera de su cliente, como la defensa mejor.

Diputado a las Cortes Constituyentes por Asturias, Ministro de Fomento y de Justicia de la República y Presidente del Tribunal de Garantías Constitucionales, la más alta Magistratura de la España Republicana, después de la Presidencia de la República. Renunció este cargo durante el “bienio negro” Lerroux, Gil Robles por discrepar con la política y la moral de aquel Gobierno.

Don Alvaro de Albornoz y Liminiena, es descendiente espiritual directísimo, de aquellos republicanos españoles, que amaestraron en la política, en la conducta y en las altas ideas, los Pi-Margall, los Salmerón y los Cautelar, de aquella otra República gloriosa, y fugaz, de febrero de 1873, que aún sigue siendo ejemplo y referencia.

DON FELIPE SÁNCHEZ ROMÁN

Madrileño Jurista, hijo y padre espiritual de juristas. Profesor de Derecho Civil en la Universidad de Madrid. Traductor del “Derecho Romano” de Serafín. En 1934 asistió a un Congreso Internacional de Civilistas celebrado en Roma, del que, por unanimidad fue elegido Presidente. Frío, razonador, lógico, jamás dice una palabra de más ni de menos de lo que tiene que decir y quiere decir. Defendió, ante el Tribunal Supremo, a una parte del Comité Revolucionario, que había de ser luego el Gobierno provisional de la República. Con Fernando de los Ríos, Ruíz Funes, Giménez de Asúa y otros, representó en la República, la Universidad Española, y de ella la rama del Derecho, de tan gloriosa y prócer tradición en España. Diputado en las Cortes Constituyentes y miembro de la Comisión Jurídica Asesora adoptó postura moderada, de gran respeto a la propiedad. En Estatutos regionales, Reforma Agraria y Ley de Arrendamientos rústicos, sus intervenciones, estrictamente jurídicas, son lecciones de Derecho Civil, dichas en noble y altísimo lenguaje, macizas de sabiduría.

No tenía filiación partidista determinada. Durante el “bienio negro” fundó el Partido Nacional Republicano, que no participó en ninguna de las dos combinaciones de Izquierda y de Derecha. Era un Partido que inspiraba a agrupar las fuerzas conservadoras de la República. Fue desbordado. Al estallar la guerra civil, inspiró un “gobierno de paz” que no duró más de quince minutos de una histórica madrugada. Salió de España en los primeros días. En México prestó grandes servicios técnicos al Gobierno de aquel país. Si la República se restaura y el señor Martínez Barrios es Jefe del Estado, Sánchez Román puede ser Jefe de Gobierno, para ser después Presidente de la República restaurada. Su nombre es invocado como una gran reserva.


DON JOSÉ ANTONIO MARÍA SBERT

Catalán de Mallorca, como lo fueran Lull y Alomar. De la Cataluña insular, vinculada, en espíritu, en cultura y en historia, a la otra peninsular. Sbert, es el Benjamín de la Junta, en representación de la Cataluña, nacional, republicana y democrática. Sbert pertenece a la generación que estudiaba y protestaba durante la Dictadura de Primo de Rivera: de aquella Federación Universitaria Escolar, que causó al Dictador grandes dolores de cabeza y dio a la República una rica promición humana de valores jóvenes esclarecidos. Sbert estudiaba entonces para ingeniero agrónomo; fue expulsado de la respectiva Escuela por motivos políticos y se decidió estudiar Derecho obteniendo el título de abogado en breve tiempo.

Diputado por Cataluña a las Cortes Constituyentes, tuvo actuación brillantísima en sus debates; subsecretario después creemos que de Instrucción Pública de la República y Consejero de Cultura de la Generalidad de Cataluña. Autor de mil artículos y de varios libros entre ellos uno que hizo furor, relacionado con la lucha de los estudiantes españoles contra la monarquía, durante el período dictatorial que señaló su caída. Pertenece Sbert a la joven generación catalana que siguió espiritualmente a Luis Companys; gente que cantaba, hablaba, escribía y pensaba en catalán, proyectando su eco hacia el mundo, empezando el mundo por España. Una generación comprensiva de los grandes problemas sociales y políticos, con criterio avanzadísimo. Representa a la Cataluña que renació con la República, que vivió y volverá a vivir al unísono con la República, sin perder, ni mermar, por eso, su recia personalidad.


(Artigo publicado no xornal La Hora, en Santiago de Chile o 28 de novembro de... 1943)
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Persoeiros (intelectuais) - Publicado o 28-11-2009 02:03
# Ligazón permanente a este artigo
ÁRBORES
Ramón Suárez Picallo fala aquí da importancia das árbores para comentar a creación dunha Comisión Nacional de Bosques, baixo o patrocinio do goberno, para fomentar estudiar e divulgar los aspectos de la riqueza forestal chilena e realizar unha campaña popular de amor ás árbores.




27 DE NOVIEMBRE DE 1943

LOS BOSQUES, TESORO NACIONAL


Por Ramón Suárez Picallo

“No talar un árbol sin plantar otro en su lugar; ni un palmo de tierra baldía porque, sobre toda clase de tierra, si no se da otra cosa, puede plantarse un árbol”. He aquí la norma, la consigna, y aún la ley, en muchos países de tierras inhóspitas e infértiles, que, a pesar de eso, ofrecen a sus dueños, ya los viandantes al clima y al aire respirable, si bien preciado de sus árboles y de sus bosques.

Plantar un árbol, criar un hijo o escribir un libro, son –según un famoso escritor y sociólogo español –tres maneras de que dispone el hombre para pasar a la inmortalidad. No es éste el lugar, para que hablemos de lo que el árbol significa, como caudalosa fuente de riqueza; ni de referirnos a su influencia en el clima y en la higiene; ni tan siquiera a la maravilla estética, amable y acogedora que ofrece a los ojos del viandante sobre el paisaje de la Patria a la vera de los caminos. Son estos tres temas esenciales, referentes al árbol, que deben ser tratados y estudiados a diario, por el educador, por el economista, por el higienista y por el artista: el pintor, el poeta y el escritor.

Nosotros, los traemos hoy a este rincón del comentario periodístico, para decir que la creación de una Comisión Nacional de Bosques, bajo el patrocinio gubernativo, para fomentar estudiar y divulgar los aspectos de la riqueza forestal chilena; legislar sobre conservación y acrecentamiento y realizar una campaña popular de amor al árbol, es una iniciativa de largo alcance y gran provecho, capaz, por si sola, de consagrar históricamente a un Gobierno y a un régimen.

Tal institución ha quedado constituida antes de ayer. Sus propósitos, fines e interés presente y futuro, fueron admirablemente explicados por el señor Ministro de Economía y Comercio que presidió la reunión inaugural, en un discurso que debe editarse, para que sea leído y comentado en todas las escuelas de la República.

Se habló allí de la colaboración del periodismo a los altos propósitos que guían a la institución. Con estas líneas comenzamos, cordialmente, la nuestra: Por amor el árbol, amigo del hombre, al que le da cuna y ataúd, techo calor de hogar; y a los peregrinos de los caminos del mundo, frutos maduros y sombra fresca y amorosa en su peregrinaje.


(Artigo publicado no xornal La Hora, en Santiago de Chile o 27 de novembro de... 1943)
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Natureza e Medio Ambiente - Publicado o 27-11-2009 02:47
# Ligazón permanente a este artigo
LOPE DE VEGA

Lope de Vega naceu un 25 de novembro de 1562;para conmemorar tal efemérides RSP escribe no 385 aniversario de seu necemento este artigo...
/i>

26 de noviembre de 1947

LOPE DE VEGA

Por Ramón Suárez Picallo


En la Villa y Corte de Madrid, puerta de Guadalajara, casa de Jerónimo del Soto (hoy número 82 de la calle Mayor), nació el día 25 de noviembre de 1562, Lope Félix de Vega y Carpio, conocido en la historia de las letras españolas, y en el de la literatura universal, con el remoquete de “El Fénix de los Ingenios”.

Provenía de una familia hidalga del Valle de Carriedo, que lo educó para que fuese sabio teólogo y ejemplar Ministro de la Iglesia. En efecto, a los cinco años de edad, ya leía correctamente el latín y el romance y a los diez, obtenía la calificación de “Emeritisimus” en Gramática, Retórica, Filosofía, y Matemáticas, en el Colegio Imperial de la Compañía de Jesús.

Más, no era por esos caminos por donde habría de discurrir la vida gloriosa del insigne poeta y autor dramático del Siglo de Oro: a los doce años poseía- según uno de los mejores biógrafos- todas las artes de un perfecto galán mundano de su tiempo: danzaba, cantaba, manejaba la espada, tañía la vihuela y- ¡horror de los horrores!- componía versos magníficos, al estilo renacentista y pagano de Italia.

Sus padres, don Félix de Vega y doña Francisca Fernández, católicos a rajatabla, estaban consternados, ante las aficiones de su vástago. Y eso que no sabían aún de la misa la media, acerca de los proyectos y las ideas del niño. Antes de cumplir los 15 años, se fugó del hogar, deseoso de ver mundo.
Estuvo en Segovia y en León y después en las Tierras Terceras, hasta que un platero lo denunció por haberle querido cambiar unos doblones y una cadena de oro, cuyo origen desconfiaba el honesto comerciante.

Más tarde aparece estudiando Bachillerato en Filosofía en Alcalá de Henares, después de haber sido paje de un obispo, secretario de un conde y preceptor de unos jóvenes nobles. A los 20 años de edad regresó a Madrid, donde casó con doña Magdalena Cortinas, parienta de la madre de Cervantes. Por causa de un duelo y de varias sátiras, fue a dar con sus huesos a la cárcel, de donde lo sacó un amigo. Fue secretario del Duque de Alba y se alistó como soldado en la Armada Invencible de Felipe II, cuya derrota apagó sus ardores heroicos y sus esperanzas de gloria militar.

Antes y después de todo esto, Lope fue un impenitente pecador, especialmente en el tercero de los siete pecados capitales; se casó varias veces y fuera de estos matrimonios, tuvo ilegítimos tratos y relaciones con otras varias mujeres, a algunas de las cuales dedicara maravillosos poemas.

Ya un poco fatigado y arrepentido de los mundanales entretenimientos, se hizo sacerdote. Recibió las órdenes sagradas en Toledo y ofició su primera misa en el Templo de las Carmelitas Descalzas de Madrid, bajo la advocación de Santa Teresa de Jesús, la gran mujer y altísimo poeta místico de España.

Y el gran pecador compuso en su nuevo estado, los más bellos poemas religiosos de la lírica española, sólo comparables con los de San Juan de la Cruz, el Beato Juan de Ávila y Fray Luis de León; alrededor de cien composiciones que van desde el triunfo de le Fe en el Japón, la beatificación de San Isidro Labrador, patrón de Madrid, la corona del martirio, de María Estuardo, hasta su primoroso “Romancero Espiritual”. Quizá la mejor colección española de Villancicos dedicados al Nacimiento del Cristo, sea la salida de la portentosa pluma de Lope de Vega, pecador empedernido y religioso hasta los tuétanos, como buen español.


SU OBRA

No es posible hablar de la ingente obra literaria de Lope en un artículo periodístico y ni siquiera en un volumen de mil páginas, si por su gracia peregrina fue llamado “El Fénix de los Ingenios”, por su fecundidad nunca igualada fue a su vez apodado “Monstruo de la Naturaleza”.-

Se calculan en 1.800 las obras teatrales escritas por él, sin contar los ensayos, loores, romances, apólogos y exégesis, aparte de los “Sonetos” que forman, por su perfección maestra, capítulo aparte.

Se puede, eso sí, caracterizar esta obra por su significado en nuestro Siglo de Oro; Lope fue un poeta entrañable y medularmente popular y democrático, sólo comparable por su valentía espiritual e intelectual, con don Francisco de Quevedo y Villegas; las injusticias, los atropellos y las arbitrariedades de un feudalismo agonizante, eran siempre castigadas en sus obras por la justicia del Rey, que, en su tiempo, era la encarnación del Estado y de la Nación, atentos al bienestar de los súbditos, frente a los señores que ejercían el derecho de pernada.

“Peribáñez o el Comendador de Ocaña”. “La Estrella de Sevilla”, “El Caballero de Olmedo” y “El Mejor Alcalde, el Rey”, son obras inmortales por su eterna actualidad social y política y por la emoción humana que de ellas se desprende desde el principio hasta el fin.

Punto y aparte, merece a nuestro juicio la obra que reputamos la más honda y la mejor lograda que salió de su pluma inmortal: “Fuente Ovejuna”, precursora, insigne de lo que en nuestros tiempos dio en llamarse “teatro de masas”, queriendo indicar la presencia del pueblo, como personaje protagonista y como elemento principal en la creación artística, expresando sus agravios, sus iras y sus afanes de justicia, en forma colectiva y solidaria:

¿Quién mató al Comendador?

¡Fuente Ovejuna, señor!

¿Y quién es Fuente Ovejuna?

¡Todos a una!

En cuanto a la forma fue Lope también un poeta español que jerarquizó con soberana gracia la métrica y la rima más popular en su tiempo, desde el romance octosilábico hasta la añeja coplilla de abolengo galaico-portugués y castellano primitivo; los versos suyos fluyen claros y limpios, como el agua de los manantiales, que se bebe en el cuenco de las manos campesinas, plena de frescura.

Los temas tratados por Lope de Vega abarcan a todo el mundo conocido, desde la Etiopía hasta la Mongolia. Y viviendo en la época en que vivió, tampoco le fue extraña la América recién nacida. En efecto, poca gente sabe que una de sus obras se desarrollo en Chile y lleva por título “Arauco Domado” inspirada quizás en su homónima de Pedro de Oña o en el poema de Alonso de Ercilla, “La Araucana”. Y más aún: el “Fénix de los Ingenios”, escribió un precioso soneto dedicado al Bío-Bío, que el curioso viajero puede leer en el Parque Del Río, en las proximidades de Concepción, en un bello mirador debruzado sobre el río caudal chileno, que lleva el nombre de Lope de Vega, esculpido en mármol.

En estos días dados a fieros pleitos, a luchas del hombre contra el hombre, a duros intereses materiales, hemos querido recordar con emoción devota, el nacimiento del gran poeta que fue honra y prez del idioma castellano, expresando en él; ideas de belleza, de paz y de justicia, de las que el mundo ha mucho menester.


Artigo publicado no xornal La Hora, en Santiago de Chile o 26 de novembro de... 1947)
Lope de Vega. Biografía.
Otra biografía de Lope
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Persoeiros (intelectuais) - Publicado o 26-11-2009 00:02
# Ligazón permanente a este artigo
© by Abertal