A. C. Irmáns Suárez Picallo - Sada


Este blogue nace co obxecto de difundir a actividade da A. C. Irmáns Suárez Picallo, así como de recuperar e por a disposición do público diversos materiais de interese sobre o noso pasado,ao tempo que damos a coñecer os artigos escritos por Ramón Suárez Picallo e outros autores sadenses.
Estruturamos o blogue en varias seccións, nas que terán cabida noticias de actualidade sobre as nosas actuacións, artigos, textos históricos, fotografías...


Visitas (desde o 05/08/2010)





Únete a nós!
comisionsuarezpicallo@gmail.com
 CATEGORÍAS
 GALERÍAS FOTOGRÁFICAS
 RECOMENDADOS
 BUSCADOR
 BUSCAR BLOGUES GALEGOS
 ARQUIVO
 ANTERIORES
 DESTACADOS

UN POEMA DE JOSÉ Mª MONTES Á TORRE DE HÉRCULES


A Torre de Hércules, o monumento máis emblemático da Coruña, ven de ser nomeada patrimonio da humanidade pola UNESCO. O poeta e xornalista sadense José María Montes(Osedo, Sada, 1822-id. 1892) publicaba no 1862 a seguinte composición dedicada ao faro herculino.








A la Torre de Hércules


Heme aquí dominando
Todo el furor de las sonantes olas,
y en tu elevada cima contemplando
de bajeles sin fin las banderolas:
Que sin cesar navegan
del turbio mar en la mansión umbría
y a saludar con entusiasmo llegan
a este coloso de la patria mía.
Y alegre el marinero
con gozo eleva la tostada frente,
cuando al son de sus cantos, placentero
logra mirar tu cúspide eminente.
¿Te puso ahí el destino
para ser el perpetuo centinela
del esforzado pueblo brigantino
que por sus glorias cuidadoso vela?
¿Al verte no temieron
atónitos un día los bretones
cuando al tocar tus playas se atrevieron
con altivez izando sus pendones?
¿Cómo en aquel instante
tu benéfica luz no has convertido
en rayo de terror que centellante
los hubiera en las olas sumergido?
Más que si orgullosa
cruzó Albion burlando tus almenas,
sus naves pronto en fuga vergonzosa
pasaron ante ti de oprobio llenas.

Cual grandioso monumento
de antiquísima memoria
siempre debes á la historia
con tu nombre fatigar.
Que temor infunde al verte
con tu frente envuelta en bruma,
mientras lame con su espuma
tu espaciosa planta el mar.

En esa escarpada roca
te alzas esbelta de día,
y allá en la noche sombría
das, al mirarte, pavor,
Mientras vibra en el espacio
desde tu elevada cumbre,
viva y trémula tu lumbre
con su vario resplandor.

Ya en lucientes tornasoles
a la absorta vista halaga,
ya lentamente se apaga,
ya en otra vez torna á brillar:
Y en ese afán incesante
de vida y muerte, se mira
cual alienta, cual espira
sin que pueda reposar.

Y sus rayos tembladores
se difunden a lo lejos,
y en los mares sus reflejos
se ven inquietos bullir.
Y las naves que divisan
el resplandeciente faro,
le bendicen cual su amparo
en su rumbo al proseguir.

Y en vano iracundo ruge
en sus embates crueles
azotando los bajeles
con su furia el aquilón.
Y el Océano rabioso
por sus víctimas reclama...
¡Ah! tu fulgurante llama
siempre es luz de salvación.

Queda adiós, ¡oh fanal! que misterioso
Eres la fiel imagen de la vida
del hombre que se agita sin reposo
teniendo el alma de zozobra henchida.
Así siempre en el orbe la ventura
se muestra con divinos resplandores,
y después al menguar su lumbre pura,
vienen en pos angustias y dolores.
Ya el astro del placer se ostenta bello,
ya se eclipsa el albor que le cercaba,
ya torna a derramar vivo destello,
ya rápido otra vez su brillo acaba.
Más, del mortal los azarosos días
labran al fin la postrimera suerte;
tu siempre, ¡oh torre! al tiempo desafías
sin que vaciles en tu asiento fuerte.
¿Qué importa que a tus pies la fura rompa
del mar al revolverse en loco anhelo,
y te circunde en su siniestra pompa
la tempestad con tenebroso velo?
¡Oh! entonces tu poder muy alto sube
que el torbellino contra ti se estrella,
cuando de negra y tormentosa nube
arrancas la flamígera centella.
¡Adiós, dominadora de los mares!
¡Eterno asombro de la humana gente!
¡Oh¡ ¡nunca morirás en los cantares
qué al viento de mi inspiración ardiente!

Coruña, 9 de julio de 1862
Comentarios (0) - Categoría: Textos históricos - Publicado o 31-10-2010 14:45
# Ligazón permanente a este artigo
OS RESTOS DE COLÓN

Dende que a familia de Colón (despois da súa morte, o 20 de maio de 1506)decidiu exhumar os reus restos de Valladolid, comezou un continuo traslado dun lugar para outro... RSP -en 1949- faise eco da vella polémica de onde están verdaderamente os seus restos, si en Santo Domingo ou en Sevilla. Hoxe en día segue a discusión como se pode ver nos documentos que se incluen ao pé...


30 de octubre de 1949
MINUTOS

“YA NI EN LA PAZ DE LOS SEPULCROS,CREO..."


Por Ramón Suárez Picallo


Eso dirá, para sus adentros, el espíritu de Cristóbal Colón, Descubridor de América, ante el viejo pleito planteado otra vez en torno al lugar donde reposan sus ajetreados despojos mortuorios. Porque, en verdad, el insigne navegante, ya muy llevado y traído en vida, lo fue casi tanto, después de su muerte. Fue y es un hombre polémico, un ente batallón por excelencia. Nadie supo nunca a ciencia cierta donde nació, y aún sigue discutiéndose hoy donde está enterrado.

Los dominicanos, hijos de la tierra primigenia que el Descubridor amara con pasión, en la que oyo la primera Misa americana, construyó la primera vivienda y recibió cadenas después de la portentosa hazaña, no admiten al respecto ni el diálogo. Los restos del Almirante, descansan en la preciosa Basílica de Santo Domingo de Guzmán primada de América, en un sarcófago monumental de pórfidos y mármoles purísimos, bajo los cielos del trópico, llevados allí por su cuñada la primera Virreina española de América. Los dominicanos, se precian, y con razón, de ser ellos los depositarios del más rico archivo físico y espiritual de evocaciones y recuerdos colombinos, siendo como lo es su Patria, la matriz y cuna de América. Y cuidan ese legado on emoción apasionada, con conmovedora ternura. Por eso, sobre la autenticidad de los restos de Colón, honrados y adorados en su Catedral, han reunido millares de estudios y documentos que la acreditan –a su juicio sin lugar a dudas-.

Mientras tanto, los historiadores españoles, insisten en que Colón está enterrado en España, sin saber del todo en que sitio. El pleito tiene muchos bemoles diplomáticos y espirituales, pese a las excelentes relaciones entre España y su primera heredad de América; y por eso se le busca una solución, cuasi salomónica, propuesta por el doctor José Brache, embajador dominicano en Madrid, hombre bondadoso y culto si los hay, y además muy erudito en cuestiones de Historia de América. El propone que todos los verdaderos o supuestos restos de Colón, sean reunidos y depositados en la tumba que su Patria le levantó al Decubridor. Es una solución excelente, que los dominicanos merecen, por su devoción al Almirante, y por su acendrado amor a España. Será un modo de que el espíritu de Colón, empiece a descansar en paz…


(Artigo publicado no xornal La Hora, en Santiago de Chile,o día 30 de outubro de... 1949)
¿Dónde descansan los restos de Colón?
Los restos de Colón están en Sevilla
Los restos de Colón están en Santo Domingo
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Persoeiros (políticos) - Publicado o 30-10-2010 10:09
# Ligazón permanente a este artigo
CADERNO DE ESTUDOS LOCAIS Nº 4
Desde hoxe está colgado no noso blogue, no apartado pertinente e na seguinte ligazón, o caderno dedicado a "Manuel Couzo e o C. E. Sada y sus Contornos".



Comentarios (0) - Categoría: Xeral - Publicado o 29-10-2010 10:30
# Ligazón permanente a este artigo
VISITA A ISAAC DÍAZ PARDO

Os integrantes da A. C. Irmáns Suárez Picallo Marisa Naveiro e Manuel Pérez Lorenzo e concelleira de cultura de Sada Gabriela Castro, visitamos onte a Isaac Díaz Pardo na súa casa do Castro para entregarlle diversos materiais que fomos editando nos últimos meses e conversar con el.
Unha vez máis, queremos reiterar o noso apoio tanto a Isaac como aos traballadores da Cerámica nestes momentos difíciles polos que atravesan e enviarlles os nosos ánimos.
Comentarios (0) - Categoría: ISAAC DÍAZ PARDO - Publicado o 29-10-2010 10:18
# Ligazón permanente a este artigo
POR QUIEN DOBLAN LAS CAMPANAS
Neste artigo RSP comenta que se está rodar en Hollywood "Por quien doblan las campanas" baseada na obra do escritor Hemmingway,que colaborou coas tropas da República. O curioso da noticia é o que di sobre a diplomacia española que está a impedir a filmación e aínda máis, vai tratar que non se poida proxectar nas salas de cine americanas...


27 DE OCTUBRE DE 1942

“POR QUIEN DOBLAN LAS CAMPANAS"


Por Ramón Suárez Picallo

Está filmándose en Hollywood, la magnífica novela de Ernesto Hemmingway “Por quien doblan las campanas”. El libro del autor de “Quinta Columna” es, junto con “L’Espoir” de Malraux, la más bella producción literaria nacida hasta hoy de la guerra de España. Su autor fue guerrillero de la República, en las sierras andaluzas, en el Guadarrama y en Teruel. La novela se desarrolla entre un grupo de gitanos convertidos en guerrilleros en las estribaciones de Segovia, criaturas representativas del rudo vivir y del trágico morir en aquellas tierras convulsionadas. La voladura de un puente en plena zona enemiga, a cargo de un voluntario norteamericano con sus preparativos y consecuencias prestan el tema central. Pero el valor de la obra estriba más que en todo eso, en la humanidad alucinada y visionaria de sus personajes. Pictóricamente, sólo Goya, podría darles expresión.

Con tales antecedentes no es de extrañar que la diplomacia de la España de hoy, haya tratado por todos los medios de impedir la filmación. Lo asombroso es que, según informa una publicación argentina, los diplomáticos de la hispanidad hayan asegurado a los filmadores que la película no será proyectada en la América de habla española, por que ellos lo impedirán.

Ante semejante afirmación nos echamos a pensar si eso del Imperio, no estará haciendo más progresos de los que nosotros suponemos llevados por el prurito de no tomar en serio las cosas más graves. Luego recapacitamos y recordamos, asociándolas a los diplomáticos de marras, unas palabras que van en el prólogo del libro de Hemmingway: “No preguntes por quien doblan las campanas. Están doblando por ti”.

Porque todo esto ocurre cuando, desde diversos puntos de América, se pide la ruptura de relaciones con la España de hoy, que no es, ciertamente la de ayer, ni la de mañana.

(Artigo publicado no xornal La Hora en Santiago de Chile o día 27 de outubro de ... 1942)
Sobre o libro
PELÍCULA
Por quien doblan las campanas....
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Persoeiros (artistas) - Publicado o 27-10-2010 00:30
# Ligazón permanente a este artigo
O DEREITO Á FOLGA
Estamos a vivir situacións de descontento por mor da "crise económica" e, as folgas están ahí. RSP en 1942, escribe este artigo, pensando en Chile, e opina sobre o dereito á folga, tendo en conta as opinións de Lombardo Toledano,Secretario Xeral da Confederación de Traballadores de México e tamén membro relevante da Confederación de Traballadores de América Latina.


26 de octubre de 1942

EN TORNO AL DERECHO A HUELGA


Por Ramón Suárez Picallo

El derecho de los obreros a no trabajar, cuando las condiciones de trabajo no son de su gusto, es una de las mejores conquistas de la clase obrera organizada. Y el derecho de hacerlo en forma organizada y solidaria, con un reconocimiento jurídico de una especie de estado de beligerancia, costó muy rudas luchas a lo largo de los últimos 75 años.

Los estados totalitarios anularon totalmente la libertad de holgar, junto con la de asociarse libremente. Las Democracias en cambio, la conservan cuidadosamente, regulada por normas jurídicas con Tribunales y Códigos especiales, creándole una jurisdicción propia: la llamada jurisdicción del Trabajo. La legislación chilena, sobre ésta y otras materias del llamado Derecho Social, es caudalosa y ejemplar, difícilmente superada por ninguna otra Democracia burguesa.

Pese a ello surgen con dolorosa frecuencia huelgas ilegales, es decir producidas, tramitadas y, a veces, resueltas fuera del marco de la ley de la materia, en las cuales el Gobierno, guardián del orden jurídico y social existente, ceñido estrictamente a la Ley, tiene que intervenir, a veces en forma drástica, casi siempre contra su voluntad, como ocurre, actualmente, con el conflicto producido en Magallanes.

El problema es serio en países como Chile, donde la clase obrera, en orden al derecho de sindicalización y de huelga, goza de una holgura difícilmente parangonable con la que disfrutan los trabajadores en otros países democráticos. Intervienen en él dos factores importantes: Primero, un claro sentido de responsabilidad en los dirigentes sindicales que les haga ver claramente que el disfrute de un derecho, cuando más importante mejor, impone el deber de conservarlo, no usando de él con exceso, para no gastarlo, sobre todo cuando es derecho afecta a intereses públicos de primera importancia. Un dirigente obrero es mucho más grande cuando se opone a ciertas actitudes demagógicas de las masas que le son adictas, que cuando marcha delante de sus dirigidos, alentando y aupando sus aspiraciones, cuando ellas no son del todo razonable o están fuera de posibilidades del logro.

El segundo factor es la incomprensión de ciertas clases patronales, enroladas, políticamente, en capillas reaccionarias, dispuestas a negar la sal y el agua a los obreros para que vayan a la huelga y planteen problemas al Gobierno, que no pertenece a su capilla partidista. ¡Cuántas huelgas han tenido ese tortuoso origen patronal! Pese a ello, quienes las provocaron, directa o indirectamente, atribuyen siempre su causa a la obra de dirigentes profesionales, agitadores del desorden.

En los momentos actuales, en Chile, donde la clase obrera organizada, tiene cierta responsabilidad en la política del Estado –a cuyos dirigentes máximos apoyó leal y generosamente– urge que las organizaciones no pierdan de vista el interés de las clases reaccionarias en tener al Gobierno ocupado y preocupado en problemas planteados por cuenta ajena.

Lombardo Toledano, mentor del ejemplar proletariado mexicano y dirigente máximo del movimiento obrero de América Latina, hombre de conocidas ideas avanzadas, acaba de declarar que, en los momentos actuales, las huelgas son contraproducentes a la causa de la Democracia que es la causa sustantiva de la Libertad, por la cual la clase obrera puede organizarse para la defensa de sus intereses. Por su parte, la prensa totalitaria, destaca diariamente, como factor favorable a su causa, las huelgas que se producen en los países democráticos, al amparo de una libertad que ellos suprimieron de raíz en sus regímenes.

No se trata de combatir ni de afectar al derecho de huelga. Trátase, por el contrario, de mantenerlo, defenderlo y conservarlo. Es un arma preciosa que no debe mellarse por exceso de uso y abuso. Es una libertad adjetiva que vive al amparo de la libertad sustantiva, que sólo concede el régimen democrático, en cuya defensa y conservación deben ser las clases obreras las primeras interesadas, porque de su existencia depende la vida de sus propias organizaciones.

No lo decimos nosotros. Lo dice Lombardo Toledano, dirigente máximo del movimiento obrero continental. Lo dice el más elemental instinto de conservación democrática y lo requieren las actuales circunstancias del país y del mundo, frente a una lucha cuyo resultado decidirá si la clase obrera tiene derechos o si ha de ser el resorte sin vida propia de la gigantesca máquina totalitaria.


(Artigo publicado no xornal La Hora, en Santiago de Chile o día 26 de outubro de... 1942)
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Tal día como hoxe... - Publicado o 26-10-2010 00:11
# Ligazón permanente a este artigo
SOBRE A BANDEIRA ESPAÑOLA
Ao observar unha representación pictórica nun hotel chileno sobre o descubrimento de América (1492) RSP non deixa de sorrir ao ver como os descubridores portan a enseña nacional (que non se diseñou ata 1785 con Carlos III).
RSP lembra que xa seu mestre dos primeiros anos de escola en Sada, lles aprendera que neses grandes acontecementos non había bandeiras nacionais se non pendóns ou estandartes dos antigos reinos...


25 de octubre de 1948

HERÁLDICA TRABUCADA


Por Ramón Suárez Picallo

En el que pretende ser el mejor hotel de Chile, situado en esta gran ciudad de Santiago del Nuevo Extremo, hay un lugar muy visible, un enorme cuadro mural de tamaño gigantesco. Aparecen en él Cristóbal Colón con sus compañeros de aventura, en el preciso momento en que pisan la primera tierra de esta América virgen, misteriosa, ingenua y casta. Y, uno de los personajes del grupo, envuelto en una bandera amarilla y encarnada, con heroico y vigoroso impulso, asombrando con sus colores vivos y llamativos, a un número de grupo de nativos, sobrecogidos de admiración y de pasmo ante la tela flotante, como lo estarían más tarde ante las cuentas de vidrios de la bisutería colombina.

La primera vez que vimos el cuadro y la bandera, nos hemos sonreído discretamente. Al fin y al cabo, los dueños de hoteles y los pintores que embadurnan sus paredes no tienen ninguna obligación de saber Historia, ni Heráldica, ni siquiera de poseer el elemental buen gusto requerido para apreciar un cuadro mural.

Poco después leímos en un periódico de “La hispanidad para América”, un elogio de la misma banderita que mismamente partía los corazones; la tal enseña había amparado, bajo sus pliegues, las más estupendas hazañas españolas; había flameado en Sagunto, en Numancia, en Covadonga y en las Navas de Tolosa, y había cubierto las estupendas hazañas del Descubrimiento, la Conquista y la Colonización de América, y las tremendas sarracinas guerrilleras contra Napoleón Bonaparte.

Ante tan “autorizadas afirmaciones”, se nos venían abajo las lecciones aprendidas en nuestra más tierna infancia”, en una escuela rural, por las que nos informaban que la bandera roja y gualda, había sido creada después de Carlos III, el talentudo hereje y volteriano rey Borbón que expulsó de España a los jesuitas, y cuyo gobierno de “despotismo ilustrado”, estuvo a cargo de masones nefandos, de enciclopedistas escépticos y de pavorosos revolucionarios prejacobinos: Aranda, Campomanes, Florida Blanca, Argüelles, Jovellanos y el padre benedictino Fray Benito Jerónimo Feijoó y Montenegro, maestros gloriosos del mejor pensamiento de la España y de las Indias de su época.

Nuestro venerable y querido don José Somoza, maestro con seiscientas pesetas al año, nos había explicado que en los tiempos más hazañosos de España –la Reconquista de los Moros, la Batalla de Lepanto, el Descubrimiento, la Conquista y la Colonización de América y en la Guerra de la Independencia– no había ninguna bandera nacional; eran entonces símbolo y lábaro, los pendones y los estandartes de sus “antiguos reinos”, variados y plurales; se contaba entre ellos, el pendón morado de Castilla, cuyo color incorporó la República a su bandera, sin borrarle los otros dos.

Y, para remate de nuestros conocimientos sobre la bandera roja y gualda, sabemos también que presidió todas las batallas en las que España perdió su Imperio Colonial, desde Chacabuco, Maipú y Ayacucho, hasta Santiago de Cuba y Cavite, para llegar después a los desastres de Annual y Barranco del Lobo. Con decir que, la tal bandera se “oficializó” como española en los reinos de Carlos IV y Fernando VII.


(Artigo publicado no xonal La Hora, en Santiago de Chile o día 25 de outubro de... 1948)
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Tal día como hoxe... - Publicado o 25-10-2010 10:24
# Ligazón permanente a este artigo
ACTOS DO PASADO VENRES 22

O pasado venres 22 ás 20:00 h. tivo lugar na Casa Municipal da Xuventude de Sada un acto público organizado pola Comisión pola Recuperación da Memoria Histórica da Coruña e a Asociación Cultural Irmáns Suárez Picallo de Sada, coa colaboración do Concello de Sada.

En primeiro lugar, Manuel Monge, presidente da CRMH, abordou o estado da cuestión no que toca ao estudo, políticas, lexislación e actividade xudicial acerca da represión franquista no Estado. Finalizou a súa intervención expoñendo o proxecto da CRMH para a creación dun memorial ás vítimas da comarca da Coruña, no que figurarán os máis de 600 nomes de asasinados e asasinadas.

A continuación, o autor do memorial e integrante da A. C. Irmáns Suárez Picallo, o escultor Xosé Val Díaz explicou o seu proxecto ao público, achegando unha representación gráfica.

No acto presentouse tamén un novo exemplar (nº 5) dos Cadernos de Estudos Locais que edita a A. C. Irmáns Suárez Picallo, e que, nesta ocasión, versa sobre “A represión franquista en Sada: as vítimas mortais”, da autoría de Manuel Pérez Lorenzo, que falou brevemente sobre a represión no noso concello.

O acto concluiu cun interesante coloquio, distribuíndose despois os exemplares do Caderno.



RESEÑA PUBLICADA EN EL IDEAL GALLEGO

Sada-“Aquí la represión franquista fue especialmente dura”


Reportaje de Daniel Romero


En Sada, como en muchas de las localidades coruñesas, gallegas y españolas, el paso del franquismo dejó secuelas. Algunos estarán de acuerdo con ellas y otros no, pero el caso es que dejó huella entre sus vecinos y, sobre todo, en la memoria de cada municipio. Precisamente sobre eso, la memoria, versó la mesa redonda de ayer en la Oficina da Xuventude, donde el paso de este período dirigido por Francisco Franco fue “especialmente dura”.
Éstas son palabras del vicepresidente de la Asociación Cultural Irmáns Suárez Picallo, Manuel Pérez Lorenzo, quien aprovechó el acto de ayer para presentar una publicación que acaba de terminar. Se trata de “A represión franquista en Sada. As vítimas mortais”, que se incluye dentro del número cinco de la revista Cadernos de Estudos Locais que edita la propia entidad.
En este estudio sobre el significado de la represión franquista en Sada, Pérez Lorenzo aseguró que en la localidad se vivieron unos momentos “dramáticos” durante muchas décadas.
El motivo principal, dijo, fue porque en los años previos a la llegada de Franco al poder, con la II República, se había logrado en Sada “una dinámica cultural y sindical muy intensa”, lo que la dictadura “pretendió destruir desde el principio”.
“En la comarca la represión franquista fue muy incisiva y en Sada, consecuentemente, también”, asegura el autor del estudio, quien asegura que únicamente habló de la represión centrado en las muertes, sin mezclar en ningún momento las consecuencias económicas o de las personas que se marcharon al exilio.
Por eso, Pérez Lorenzo recordó que en Sada se registraron “muchos asesinatos”, sobre todo, añadió, “de galeguistas”, entre los que citó a uno de los hermanos Suárez Picallo, Antón, u otro de los personajes muy recordados en el municipio, como es el caso de José Monzo. Ambos, junto a otros combatientes como el entonces alcalde sadense Antonio Fernández Pita, lucharon para defender la localidad del avance de las tropas franquistas, pero fueron derrotados el año que comenzó la Guerra Civil.
Pérez Lorenzo indicó además que está elaborando un estudio más amplio que se publicará próximamente, ya que está terminando de escribirlo y en el que sí entraran los exiliados, como Ramón Suárez Picallo.
Durante la mesa redonda de ayer también participó el presidente de la Comisión pola Recuperación da Memoria Histórica, Manuel Monge, quien disertó sobre la represión franquista en la comarca y Galicia en general.
ACTO DO PASADO VENRES 22ACTO DO PASADO VENRES 22
Comentarios (0) - Categoría: Actividades - Publicado o 24-10-2010 13:14
# Ligazón permanente a este artigo
SOBRE A PESCADA
De novo o peixe é motivo para un novo artigo. Agora será a pescada, de alto valor nutritivo, da que RSP da receitas para a sua preparación e degustación non sen antes recoñecer que non é prato asequible para tódolos petos...


23 de octubre de 1947

PARA RESPONDER ALUSIONES


Por Ramón Suárez Picallo

Ya entregado al jefe de Redacción nuestro comentario sobre sardinas, hemos leído el tercer artículo del señor Lois Vaugh, hablando de la sierra, y al final del cual nos parece ver una encubierta alusión: “In cauda venenum” o sea que el veneno viene en el rabo al decir de no sé qué gran latinista. Después de explicar los nobles propósitos que inspiraron sus interesantes artículos, él afirma: “Hay quienes incluso en las hospitalarias columnas de “La hora”, nos han precedido en estos temas en forma brillante, pero sin descender de las alturas de la teoría. Y en estas cosas y en estos tiempos, lo que se necesita para enseñarle a la gente a consumir pescado es ensuciarse las manos no sólo esgrimiendo la pluma de los literatos, sino también el cucharón prosaico y pringoso de los que gustan de hacer las cosas con preferencia a lucirse verbalizando sobre ellas en la prensa y en las charlas del café”.

¡Alto allá señor mío! Y no siga Ud. por esos vericuetos. Porque el diablo antes de meterse a fraile fue cocinero. Del mismo modo, la mano que aquí empuñó la pluma del gacetillero para hablar del tema, que entonces era extraño y abstruso había empuñado antes, o el cucharón – porque el pescado no se remeje ni se sirve con cucharón pringoso ni sin pringar- si no que los dedos mondos y lirondos auxiliados por tenedor y cuchara de palo de boj asando, friendo y estofando pescado, en viejas traineras semovientes a golpe de remo, al pie del Finisterre, del Ortegal y de la Torre de Hércules: y cuando la tarea pescantina llegaba a puerto, iban a comer a ellas, las sardinas, las merluzas y las caballas preparadas con papas nuevas y arvejas, el gobernador civil y el Capitán General de la Plaza, a condición de que primero pagaren el vino. Y aún fue alguna vez, muy recatadamente la señora Condesa de Pardo Bazán que más tarde habría de prologar un hermoso libro de cocina de pescado escrito por “Picadillo”. Lo cual quiere decir que la literatura no está reñida con el bien gustar y con el bien comer; como no lo es tampoco las charlas de café, si ellas discurren inspiradas con vino blanco servido con tapas de sardinas o de merluza frita, a modo de tente en pie.

Por último reiteramos la invitación al señor Lois Vaugh una bella competición: guisar pescado y comerlo, sometiendo el fallo a un tribunal que naturalmente participará en la comilona. Es posible que los jurados emitan el siguiente salomónico fallo para él y para nosotros: Como cocineros son muy buenos periodistas y como periodistas son bastante buenos cocineros.

Porque así como el movimiento se demuestra andando el arte de guisar pescado se demuestra dándolo a comer.


ELOGIO A LA MERLUZA

Días pasados en esta misma página de “La Hora”, un redactor habló de la merluza en cierto tono zumbón y algo despectivo. Nosotros, por el contrario estimamos profundamente a tan mal apreciado pez, por que conocemos bien el valor nutritivo y sabroso de la merluza, siempre que se la prepare, aliñe y aderece de cien modos distintos como nosotros – modestia aparte- sabemos hacerlo: con papas, con arvejas, con cebollas, con habas, frita, rebozada o sin rebozar; y aún asada a la parrilla a la plancha o sobre la brasa viva, es codiciado bocado de príncipes. Por algo en Francia, en Inglaterra, en Italia y en los países Escandinavos no pueden catarla actualmente los consumidores comunes, pues se reserva sólo para los enfermos; y cuando llega a ellos se cotiza a un precio medio de cuatrocientos francos el kilo, o sea alrededor, de unos ochenta pesos chilenos. ¡Y no es cosa de suponer ahora que las gentes de esos países, famosos por sus cocinas, no sepan comer pescado!
Y como obras son amores, que no buenas razones, ahí va una fórmula de prepararla y comerla simple, barata y práctica.


MERLUZA AL USO DE VILLAGARCÍA

Se lava bien la merluza, se recortan con tijera “a contrapelo” espinas y aletas, se descama y luego se corta en trozos gruesos, con espina y todo, vuelve a lavarse y luego se seca enjugando los trozos con un paño. Y sin nada de harinas ni rebozos, se echan en una sartén de aceite hirviendo con muchos dientes de ajo. El aceite estará a punto para echarle el pescado cuando los ajos empiecen a dorarse. El pescado debe freírse muy bien hasta estar próximo al tostado. Se saca después y se colocan las tajadas en un recipiente de barro de greda y se les ponen pedazos de hoja de laurel, un poco de orégano y los dientes de ajo fritos. En el mismo aceite en que se frió el pescado y en la misma sartén, se echa vinagre en cantidad triple a la del aceite, pimentón el polvo, y si se quiere, cebolla en rodajas hasta que esté sancochada; luego la salsa de la sartén se echa por encima del pescado frito y se deja enfriar todo. La operación puede repetirse hasta el infinito, según la cantidad que quiera hacerse, pues este plato puede guardarse hasta ocho días y resulta más exquisito cada día que pasa sobre él.

La señora dueña de casa inteligente y previsora, aprovecha el día en que el pescado está barato, compra gran cantidad y lo prepara en esta forma para varios días; es un plato de primavera y de verano, y habitualmente se sirve frío cuando la gente rechaza los platos calientes; pero puede, también, recalentarse poniéndolo al horno. Y para no hacerlo aburrido por la repetición, debe presentárselo cada vez con distintos aditamentos: con alcachofas, con papas cocidas simples, con ensalada de papa y cebolla, con lechuga o escarola, con espárragos y con aceitunas aliñadas con aceite, vinagre, cebolla picada y ajo. Y ríase luego, quien lo coma, de la carne dura, mala, cara, insípida y con triquinosis, en lo que se refiere a valor nutritivo y a delectación del paladar.

¿Qué no? ¡Pues pruébalo y verás…!

(Artigo publicado no xornal La Hora en Santiago de Chile o día 23 de outubro de ... 1947)
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Consumo de peixe - Publicado o 23-10-2010 00:51
# Ligazón permanente a este artigo
SOBRE AS SARDIÑAS
Novas recomendacións de RSP sobre o consumo de peixe. Agora son de novo as sardiñas tan abondosas en Chile e escasamente consumidas...e Suárez Picallo lembra as mil e unha maneiras de tomalas...

22 de octubre de 1947

LA SARDINA CHILENA ES UN BOCADO EXQUISITO


Por Ramón Suárez Picallo

Hemos leído con muy viva alegría y grande contentamiento, dos hermosos artículos publicados en “La Hora” del día 16 y del 18 del corriente mes d octubre, firmados por el señor Lois Vaugh, haciendo el elogio de la sardina chilena como bocado exquisito. Proviene, esta nuestra alegría, de circunstancias personales y colectivas, vinculadas estrechamente a los mejores recuerdos de nuestra vida, de nuestra infancia, y de nuestra adolescencia, discurridas a lo ancho y a lo largo de unas hermosas rías en las cuales aparte de su incomparable belleza como paisaje, se producen las sardinas más ricas y sabrosas del mundo. En ellas hicieron sus prestigios y sus fortunas elaborando sardinas, los Curbera, los López Albo, los Ferrer; los Roura y los Alfageme, cuyos productos pesqueros conservados ilustraron las mesas de reyes, emperadores y presidentes, de cien naciones europeas y americanas. Y en esas mismas rías, de fantasía y de ensueño, hemos nosotros ganado, pescando sardinas en jornadas de duro esfuerzo, la primera moneda de plata que hemos entregado a nuestra madre, a modo del “primer jornal”.

Agreguémosle a estos antecedentes, el hecho de que en la mesa pairal y hogareña, donde hemos rezado, comido, dormido y escuchado viejos cuentos añosos de los labios del abuelo, acerca de navegantes, mareantes y pescadores, no faltaba nunca la sardina preparada de cuarenta distintas maneras: estofada, asada a la brasa viva, frita, en escabeche; lañada y abierta seca, con salsa verde, y aún sólo remojada en agua pura y aliñada, luego con ajo machacado en aceite, para que el lector se dé perfecta cuenta de nuestra alegría al ver reivindicado y jerarquizado el exquisito pez azul del opulento mar de Chile; pez por excelencia proletario en virtud de su abundancia prolífica en anchos cardúmenes, botados y rebotados a las playas, cuando el mar se hace pequeño para ellos.

Por eso al conocer nosotros por vez primera la riqueza sardinera del mar chileno y al comprobar la exquisitez de esta abundante especie piscícola – la única comestible gustosamente de todo el continente americano y casi igual a la más rica de Europa – así como el menosprecio en que se la tenía, nos hemos echado indignados las manos a la cabeza frente a un pueblo empeñado en comer mal y caro por no querer o no saber comer bien y barato. Reflejo de este nuestro indignado estado de ánimo, fueron algunas decenas de comentarios publicados, con mucho de majadera machaconería en esta misma columna de “La hora”, sin que nadie nos dijera a la sazón no, por ahí te pudras. Mas la justicia llega siempre, y ahí están, para demostrar el aserto, los interesantes artículos aludidos del señor Lois Vaugh, confirmando nuestros viejos puntos de vista, y aún algunas de nuestras fórmulas para guisar y comer las sardinas.


NO HAY NADA NUEVO BAJO EL SOL

Y mucho menos en esto de hablar de peces y de la manera de guisarlos bien, para que resulten sabrosos, especialmente en nuestro diario. ¿Qué no? A quien lo dude lo remitimos a los números del 29 y 30 de septiembre…

El señor Lois nos hace el honor de reproducirlos, más o menos al pie de la letra, con cartas y muy estimables variantes que incorporamos gustosos a nuestro copioso archivo sobre el tema. Reconocemos en las fórmulas que él da, un mayor sentido de la economía, frente a nuestra pecaminosa debilidad por el pecado capital de la gula, o sea por el sibaritismo, llamado también arte del bien comer.

Pero aún en ese orden – el de comer bien y barato- por lo que a las sardinas toca, queremos brindarle otra manera de prepararlas para que a su vez la pruebe y vea que a todo hay quien gane en este mundo, incluso en economía. Y sin más reproducimos nuestro propio texto de la segunda fecha señalada pidiendo perdón por la inmodestia:


SARDINAS A LA BRASA VIVA

Con todo, tal como las sardinas vienen del mar, se las tiene en sal gruesa más o menos media hora; se hace un buen brasero de leña o de carbón de leña y se las pone sobre la brasa viva, aireada constantemente con un abanico de cartón o de otra cosa; cuando están asadas de un lado, se las da vuelta del otro y se sacarán del fuego cuando sueltan las espinas por alguna o varias partes (Atención: En Chile hay la costumbre de tostar las sardinas, con lo que pierden gusto y valor nutritivo. “La sardina soltando la espina, dice un refrán”).

Se tiene a mano una fuente con unas papas hervidas, partidas en dos, y se colocan sobre las papas las sardinas asadas. Las papas en este caso pueden sustituir con ventaja al pan, son con referencia a las sardinas asadas como quien dice “una cosa para la otra”. ¿Es o no es simple la fórmula? Simple y barata.

Pero si el gastrónomo o la señora quiere algo más complicado y desea despilfarrar, puede hacerse un corte a la sardina a lo largo del lomo y úntelo luego con un majado de perejil, ajo y aceite y échelo después a asar. De igual modo puede asarse a la parrilla y a la plancha untando la plancha para que no se peguen.

Cúidese de no agraviar a la sardina, así preparada con tenedor ni cuchillo. Tómesela cuidadosamente con los dedos por la cabeza y por la cola, hínquesele el diente de flanco dejando limpia la espina. La sardina repele el metal. ¿Que queda olor en los dedos? Pues se los lava y sanseacabó.


POR UN CHILE HARTO Y BIEN COMIDO

Mientras tanto, a los que comemos pescado todos los días y muchos días en las dos comidas, nos vienen muy bien los artículos del señor Lois Vaugh. Y nos reímos mucho de los gaznápiros que andan de coronillas tras de un bisteque de carne cara, escasa y dura como una suela de zapato, creyendo que eso es lo único que los alimenta y los mantiene. Para ellos nuestra infinita piedad, igual en grado estimativo, a la que tendríamos por quien nos dijese que no le gusta la música. Incapacidad, sensible y falta de gusto, lamentablemente siempre en un ser civilizado.

Por todo lo cual le sugerimos – al señor Lois- que nos invite a una de sus comidas hechas a base de pescado.

(Artigo publicado no xornal La Hora, en Santiago de Chile o día 22 de outubro de... 1947)
Comentarios (0) - Categoría: RSP-Consumo de peixe - Publicado o 22-10-2010 13:22
# Ligazón permanente a este artigo
1 [2] [3] [4]
© by Abertal