A. C. Irmáns Suárez Picallo - Sada


Este blogue nace co obxecto de difundir a actividade da A. C. Irmáns Suárez Picallo, así como de recuperar e por a disposición do público diversos materiais de interese sobre o noso pasado,ao tempo que damos a coñecer os artigos escritos por Ramón Suárez Picallo e outros autores sadenses.
Estruturamos o blogue en varias seccións, nas que terán cabida noticias de actualidade sobre as nosas actuacións, artigos, textos históricos, fotografías...


Visitas (desde o 05/08/2010)





Únete a nós!
comisionsuarezpicallo@gmail.com
 CATEGORÍAS
 GALERÍAS FOTOGRÁFICAS
 RECOMENDADOS
 BUSCADOR
 BUSCAR BLOGUES GALEGOS
 ARQUIVO
 ANTERIORES
 DESTACADOS

CONTROL DE PRECIOS”: UN LIBRO DE LUIS PACULL
17 de noviembre de 1943

“CONTROL DE PRECIOS”: UN LIBRO DE LUIS PACULL

Por Ramón Suárez Picallo


Luis M. Pacull, redactor de asuntos económicos de “La Hora”, acaba de publicar en un volumen, editado en Chile por “Nacimiento”, la “Memoria” –que en algunas partes se llama “Tesis doctoral”– requerida para optar al título de Licenciado de la Facultad de Economía y Comercio de la Universidad de Chile.

Por el título –“Control de Precios”– deducirá fácilmente el lector estudioso, el interés y la actualidad palpitantes del trabajo de nuestro compañero de tareas; especialmente en Chile, donde el tema, y el problema que tras de él se oculta, ha sido, es y seguirá siéndolo, motivo de contradicción y de polémica.

Efectivamente, Chile, es uno de los primeros países de América y del mundo, quizá, que a raíz de una jornada electoral, normal y pacífica, si bien determinante de nuevas modalidades en su vida política, intentó abordar, por la vía gubernamental, el problema de la regulación de los precios de los artículos de consumo, considerados de primera necesidad.

El interés de la iniciativa chilena, estriba en que, sin alterar sustancialmente, las leyes de la Economía burguesa, basadas en la libertad de producir, comprar y vender y en las normas clásicas de: “Dejar hacer, dejar pasar, porque el mundo económico marcha por sí mismo”, intentó defender a la comunidad consumidora – o sea, por excelencia, la comunidad nacional – de la especulación, el agio, el ocultamiento y las ganancias consideradas ilícitas, por su volumen excesivo, logradas parasitariamente, sin poner ni quitar nada al valor intrínseco y auténtico de las mercancías en tráfico.

El problema, situado aquí en torno a Comisariato de Subsistencias y Precios –cuyo funcionamiento conoce perfectamente Pacull– no tuvo aún resultados por los cuales se pueden sentar afirmaciones probadas y definitivas que demuestren su éxito o su fracaso. Quizá ello se deba a la costumbre de sustituir lo técnico con lo político, a la falta de continuidad y orientación fija en la dirección del organismo, y también a la falta de una clara conciencia nacional en los elementos más importantes de la Economía Nacional chilena, más atentos a la ganancia individual que a los fuertes principios de bien público y social.


UNA INFORMACIÓN, MÁS QUE UNA TÉSIS

Entre las dos grandes corrientes sociales, políticas y económicas –la una liberal-democrática y la otra totalitaria o intervencionista o estatal– Pacull no se inclina, decididamente, por ninguna de ellas. Más bien, parece quedarse con el tipo intermedio, sintetizado en lo que llamaríamos el “sistema dirigido” con vistas a modificar ciertos aspectos accesorios –costos y precios, por ejemplo– sin afectar al orden económico en sus bases y fundamentos.

Por eso, su trabajo es, más que una tesis, una información, amplia sistematizada y documentadísima, acerca de cuanto se hizo en el mundo para resolver el grave problema. En este orden, el libro de nuestro amigo y compañero es una pieza bibliográfica de primerísimo importancia; como visión panorámica y como expresión del esfuerzo que todos los países le han dedicado, tanto en tiempos anormales de guerra y de convulsiones sociales, como en los tiempos de paz. Es de lo más completo, quizá, que se tenga hecho en Chile hasta hoy; con otra virtud muy remarcable: su estilo claro, sencillo y ágil propio de un periodista, acostumbrado al tema, y a los modos de hacerlo accesible a todas las inteligencias.

Por lo demás, Pacul, familiarizado con el Materialismo Histórico y con su método dialéctico, y con todos sus grandes teorizantes, que indica en el índice bibliográfico, huya con excelente buen gusto y eficacia, de las abstracciones generales complicadas. Expone el hecho comprobado, sus orígenes y sus consecuencias, sin querer, adrede, llegar a conclusiones definitivas de tipo dogmático. De ahí que su libro –tratando como de un tema árido, duro y complicado– pueda decirse que “se lee como si fuera una novela”.


EN EL FINAL

Seguimos, en este comentario, el hilo de nuestras impresiones obtenidas a lo largo de la lectura del libro comentado. Al final, tal como lo habíamos supuesto, conociendo como conocemos la postura ideológica de su autor, vienen algunas afirmaciones concretas por las cuales se coloca ya en “intervencionista más o menos condicional”, porque –asegura– “tal como ha sido practicada hasta el presente la política económica no podrá lograr el fin que se propone: restablecer y mantener el equilibrio de los diferentes factores de la vida económica”.

“Siendo esto, como lo hemos demostrado –continúa– un campo del dominio de la acción colectiva, sólo el Estado será capaz de adoptar las necesarias medidas para coordinar los intereses particulares con el interés general. Y, después de hablar de la diversa y variada suerte y eficacia de los organismos estatales, frente al problema, termina con estas últimas y muy significativas líneas:

“Tal vez en todos los casos, es donde más se justificarían cuerpos colegiados, capaces de alejar cualquier influencia extraña al interés colectivo”.

El profesor don Alberto Baltra Cortés, apadrina, efusivamente, ante el Decano de la Facultad de Economías y Comercio, el trabajo de Pacull pidiendo para él, una calificación distinguida. Sumamos la nuestra, modestísima, a la opinión del señor profesor. Por el interés del tema que trata, por la copiosa documentación con que lo ilustra, por el ágil estilo en que lo presenta, y por lo que significa como preocupación por problemas hondos y anchos, el libro de Pacull merece las más altas distinciones académicas; y aún merece más: merece ser leído por todos los estudiosos de estas cuestiones económicas, que son, desde hace mucho uno de los grandes motores que impulsan el desarrollo de la Historia contemporánea de la Humanidad.

Comentarios (0) - Categoría: RSP-Persoeiros (intelectuais) - Publicado o 17-11-2011 02:15
# Ligazón permanente a este artigo
Chuza! Meneame
Deixa o teu comentario
Nome:
Correo electrónico: (Non aparecerá publicado)
URL: (Debe comezar por http://)
Comentario:
© by Abertal